Deben hablar siempre con la verdad

El activista Raymundo Valadez, asegura que para los hijos de las parejas homosexuales no es fácil hoy en día enfrentar a la sociedad, a pesar de que en México se haya avanzado.

Torreón, Coahuila

El activista por los derechos humanos del colectivo LGBT y presidente de Proyecto Por Ti A. C., Raymundo Valadez Andrade, asegura que para los hijos de las parejas homosexuales no es fácil hoy en día enfrentar a la sociedad, a pesar de que en México se haya avanzado.

Reconoce que Coahuila, es una entidad a la vanguardia en torno a las adopciones homoparentales.

Establece que los hijos no deciden quienes serán sus padres, sin embargo los padres sí y es de reconocerse que existan personas o parejas que decidan comprometerse y asumir la responsabilidad de cuidar y proveer de cariño, tiempo, atenciones hasta económicamente a un menor que no es su sangre.

Los padres que asumen su homosexualidad deben de hablar siempre con la verdad a sus hijos en el momento que lo consideren necesario.

"Nosotros tenemos una desventaja sobre las parejas lésbicas, pues ellas pueden acudir a una clínica y sin problema, realizarse inseminaciones artificiales luego de acudir al banco de esperma. No termina de legalizarse el tema del vientre subrogado sin embargo, no por la complicación el instinto se va. Yo en lo personal sí deseo ser padre y espero que en algún momento se dé".

El pasado mes de febrero, el Congreso de Coahuila aprobó la adopción de parejas del mismo sexo, al derogar el artículo 385-7 del Código Civil.

La fracción del PAN se opuso, aún y cuando la Suprema Corte de Justicia ha reconocido el derecho a la adopción.

Actualmente está en análisis una iniciativa de reformas al Código Civil, presentada por el Diputado Samuel Acevedo Flores del Partido Social Demócrata, en la que propone la legalización del matrimonio de personas del mismo sexo con derecho a adopción.

Esta propuesta se considera más completa debido a que el Pacto de Solidaridad, aprobado en la administración estatal anterior y no autoriza el derecho a la adaptación.

Explica el entrevistado que los padres que asumen su homosexualidad deben de hablar siempre con la verdad a sus hijos en el momento que lo consideren necesario y que el entendimiento se los permita pues la naturalidad sobre el tema es el arma, es el blindaje para no permitir que la sociedad los dañe.