Consejos legales para navegar en redes sociales sin problemas

Internet ofrece mucha libertad, pero los usuarios deberían tener cuidado al Facebook, Google+, Twitter, etc. para no tener problemas legales.
Logo de Twitter
Logo de Twitter (Reuters)

México

Internet ofrece mucha libertad, pero los usuarios deberían tener cuidado al usar las posibilidades de Facebook, Google+, Twitter, etc. para no tener problemas legales. No se pueden colgar o compartir sin más fotos de otros usuarios, y tampoco es buena idea insultar al jefe.

Algunas reglas básicas:

INSULTOS Y CALUMNIAS: "En la red también rige el Código Penal", advierte la abogada Sabine Sobola. Es decir que los insultos pueden ser castigados, ya sean públicos o privados, es decir enviados a la dirección personal del otro. Sobola subraya que del mismo modo se persigue el "cybermobbing", es decir el acoso virtual. Pese a todo, la abogada reconoce que la Justicia se enfrenta a muchos límites y que no suelen tomarse en cuenta acciones aisladas, sino sólo "sin son masivas".

GUARDAR LAS FORMAS: Un político mete la pata, un arquero no acierta a atajar un gol y se desata de inmediato la catarata de críticas contra ellos en Internet. Se permite toda crítica sensata, pero no ofensas o afirmaciones falsas. El límite lo traza normalmente la persona que es objeto de la censura. "Los personajes públicos, como políticos y estrellas, tienen que aguantar bastantes cosas", señala Sobola. Pero eso no quiere decir que haya vía libre. Como regla, la abogada recomienda que lo que nunca se diría a la cara, tampoco debería escribirse en la red.

NAVEGAR DURANTE LAS HORAS DE TRABAJO: Quien se meta en las redes sociales desde el trabajo puede tener problemas. La experta en derecho laboral Nathalie Oberthür destaca que en horario laboral no está permitido navegar por ocio, sólo si el propio trabajo exige analizar o participar en las redes sociales.

INSULTAR AL JEFE: Las redes sociales son un mal lugar para descargar las frustraciones laborales. Por supuesto, un empleado puede expresar su opinión sobre su jefe en el ámbito privado, pero "Facebook y otras redes no son necesariamente el ámbito privado", subraya Oberthür. Incluso aunque los posts sólo los puedan ver los amigos.

IMÁGENES Y VIDEOS: Sólo se pueden colgar, compartir o reenviar si uno posee los derechos sobre ellos. "Por lo general se trata de fotos tomadas por uno mismo o que proceden de una fuente segura", explica Sabine Sobola.  Quien viole las leyes de copyright puede ser multado. Todo aquel que aparezca tiene que haber dado su consentimiento.

LINKS Y THUMBNAILS: Google+ y Facebook muestran de forma automática links que redirigen a videos y artículos y también pequeñas imágenes que ilustran los temas. En todos los casos, pueden estar protegidos por derechos de propiedad intelectual. Ante la duda, se pueden desactivar las imágenes al momento de copiar un determinado enlace.

CUENTAS O NOMBRES FALSOS: Precisamente en Facebook es común que muchos oculten su nombre con iniciales, sobrenombres o similares. No es algo prohibido, pero en algunas redes sociales va en contra de las reglas internas. La consecuencia podría ser el cierre de la cuenta. Otro caso es cuando el nombre propio es objeto de abuso. "Existe el derecho a proteger su propio nombre", señala Till Kreutzer, de "iRights.info". Es decir que si alguien se registra en Twitter como Boris Becker, probablemente reciba una carta del abogado del ex tenista.