Space, la firma que diseñó las oficinas de Google en México

Una de las principales firmas de interiorismo y arquitectura en nuestro país, liderada por Juan Carlos Baumgartner, se ha vuelto un referente en arquitectura sustentable.

México

El despacho de arquitectura Space, en el sur de la ciudad de México, tiene oficinas con un aire relajado, moderno y dinámico.

Su influencia también se nota en divertidos diseños para las oficinas de Google y Volaris en México en donde han plasmado el dinamismo, color, la creatividad, la eficiencia, pero sobre todo, la sustentabilidad.

Las oficinas de Space fueron reconocidas por el premio de la Asociación Mexicana de Diseñadores de Interiores (AMDI), al mejor proyecto sustentable así como con la certificaciónLeed para edificios sustentables del U.S. Green Building Council. El edificio incluye composta, separación de basura y hasta un perro que deambula feliz por el lugar.

Juan Carlos Baumgartner, su fundador y líder en diseño sustentable ha logrado reflejar aquí su filosofía de trabajo. “Nadie tiene privados, yo me siento con el resto del equipo, no hay rollos jerárquicos y trabajamos con base en resultados”, explica. “El espacio acaba siendo un detonador del cambio en la forma de pensar y por ende, de trabajar”.

Arquitecto e interiorista, Juan Carlos Baumgartner fundó con otros tres socios Space hace 15 años y ahora cuentan con más de 12 oficinas alrededor del mundo y se han convertido en líderes en diseño sustentable y especialistas Leed. Los proyectos que mejor definen al despacho son los espacios corporativos. “Aunque dependemos de varios factores por parte del cliente, como presupuesto, cultura e instalaciones, siempre animamos a los clientes a que sean más verdes de lo que pensaban” comenta. Gracias a su labor el año pasado la ONU los reconoció como una de las 10 empresas mexicanas que han hecho la diferencia dentro de la Arquitectura Sustentable.

Uno de los proyectos más recientes de Space está crear nuevos espacios más humanos y funcionales en la rama de la educación y salud. “Hay un abismo no sólo formal y estético, sino de procesos mentales, que son consecuencia del espacio” asegura. De esta manera, Space busca que el espacio sea un detonador de nuevos pensamientos y procesos. Con nuevas metodologías buscan acortar la brecha entre el mundo de la educación y el laboral, que cada vez es más grande debido a que los espacios en donde estudian ya no detonan de ideas y de cambio en las instituciones educativas. Ahora trabajan con el Tecnológico de Monterrey y algunos hospitales que desean tener espacios enfocados en aspectos humanos.

Esta ha sido la búsqueda constante de Baumgartner y su despacho, lograr que a través de una arquitectura más humana, transformen a las organizaciones por medio de su gente. Además de ser el Director de Diseño del despacho ofrece conferencias acerca de sustentabilidad. Su gran afición por viajar lo lleva a compartir sus mejores fotografías en sus redes sociales entre las que se encuentran edificaciones de sus grandes inspiraciones: el británico Norman Foster, y el italiano Renzo Piano. Hasta la fecha, Space ha diseñado millón y medio de metros cuadrados, afectando positivamente a más de 150 mil personas.