Edie Campbell, la modelo del año en Inglaterra

Premiada en los British Fashion Awards, esta modelo sabe combinar las pasarelas, el arte y los caballos.
Campbell es una de las niñas mimadas del diseñador alemán Karl Lagerfeld.
Campbell es una de las niñas mimadas del diseñador alemán Karl Lagerfeld. (British Fashion Awards)

Londres

Edie Campbell, escogida modelo del año por la exigente industria de la moda británica, compagina su vocación por la Historia del Arte con su pasión por los caballos, las sesiones fotográficas y las pasarelas.

Teñida de morena por exigencias profesionales, con un corte de pelo que evoca a la década de los 60 y su tupido flequillo intacto, la maniquí de 23 años recogió anoche el codiciado galardón de la mano del fotógrafo Tim Walker, quien recientemente la inmortalizó para la portada de diciembre de la revista Vogue en Estados Unidos.

Natural de Londres, donde creció en el tranquilo barrio de Westbourne Grove, el rostro aniñado de Campbell, hasta hace poco enmarcado en una bohemia melena rubia, ha sido prácticamente omnipresente durante 2013 entre las bambalinas de los desfiles más esperados.

Cambpell no es una modelo al uso. Su confesa pasión por los caballos -monta desde los 5 años- le ha llevado a involucrarse de forma activa en el mundo de la equitación, donde en julio de 2011 participó en la carrera "Glorious Goodwood" y se convirtió en la primera ganadora de la carrera inaugural de mujeres.

Su devoción por los equinos no pasó inadvertida en un atípico discurso pronunciado al recoger el premio a la modelo del año, en el que tras admitir que 2013 había sido un año "inspirador", despistó a la audiencia al decir que daría las gracias a su "mejor amiga", su pony Dolly.

El idilio de Campbell con la caprichosa industria de la moda comenzó con su aparición en un artículo de la revista Vogue del fotógrafo peruano Mario Testino, que la descubrió con solo 15 años, sobre jóvenes londinenses en auge.

El aclamado Testino la incluyó posteriormente en una campaña publicitaria para la firma Burberry en la que también figuraba la veterana e icónica Kate Moss, galardonada en esa misma ceremonia a sus casi 40 años por una prolífica carrera de más de 25 años.

Se podría decir que Campbell, pareja en la actualidad de Otis Ferry -hijo de Bryan Ferry-, lleva la moda en los genes.

Su hermana menor, Olympia, se dedica también a la moda y la interpretación, y su madre es la ahora arquitecta Sophie Hicks, exdirectora de moda de las revistas británicas Tatler y Vogue, y también exestilista para la firma Azzedine Alaïa.

En 1987, Sophie se centró en la arquitectura, diseñando un centenar de boutiques para Chloé, tiendas para Paul Smith y la franquicia de Yohji Yamamoto en París, mientras que la abuela de Campbell, Joan Hicks, fue modelo de éxito en los 50.

Además de pisar fuerte en las pasarelas y formar parte del abanico de "It Girls" que copan las revistas, Campbell se licenció en Historia del Arte en el Instituto de Arte Courtauld, de la Universidad de Londres, y ha sido nombrada embajadora para los jóvenes de la organización benéfica "The Reading Agency".

Representada por la agencia de modelos londinense VIVA Model Management, los elocuentes ojos azules de Cambpell han aparecido en campañas publicitarias para los diseñadores más conocidos del caprichoso mundillo de la moda, como Alexander McQueen, Burberry, Marc Jacobs, Jil Sander, Cacharel, Lanvin y Karl Lagerfeld.

Su presencia ha sido también constante en las pasarelas que han servido de escaparate para prestigiosas firmas como Chanel o Yves Saint Laurent.

Al igual que su colega Cara Delevingne -a quien los medios bautizan como la sucesora de Kate Moss-, el rostro de Campbell se ha colado en numerosas revistas de la industria como Numero, Love Magazine, Vogue británico, Vogue italiano, W o Vogue Estados Unidos.

Es una de las niñas mimadas del diseñador alemán Karl Lagerfeld, que le concedió uno de los grandes honores en la carrera de una modelo al permitirle cerrar el desfile primavera verano 2012 de Chanel vestida de novia.

Además se ha encargado de las aperturas y cierres de algunos de los desfiles de otoño invierno de 2013 para casas como Marc Jacobs, Jil Sander, Louis Vuitton o Burberry.

Entre los méritos cosechados a lo largo del año para ser la modelo de 2013 figuran, también, su portada de abril para Vogue tanto en Italia como en el Reino Unido, o la del Vogue italiano en mayo junto a la maniquí británica Karen Elson.