Escándalo por condonación de deudas al colegio Jesús María

El emperador Guillermo de Alemania sufría de gripa española, que dicen por ahí fue uno de los motivos para detener la guerra. El amor no se perdía y el General Pablo Quiroga se casó en Torreón.
El general Pablo Quiroga encontró un tiempecito para el amor y se casó en Torreón.
El general Pablo Quiroga encontró un tiempecito para el amor y se casó en Torreón. (Cecilia Rojas)

Torreón, Coahuila

Pues nada, que el emperador o empeorador, Guillermo de Alemania, estaba muy malo de la gripa.

De la española, que luego haría de las suyas acá en Torreón y que según han marcado algunos historiadores, podría haber sido uno de los principales motivos de rendición y fin de la guerra.

Un pequeño escándalo en Torreón fue causado porque el colegio católico Jesús María, recibió la condonación de ciertas obligaciones y de pasada, les perdonaron pagos atrasados.

A los que no les perdonaban era a los comerciantes que ponían sus mercaderías en la banqueta, porque el tilichero se veía muy mal.

 Italia no le fue tan peor. Tropas británicas fueron enviadas para brindar apoyo a los valientes hombres del rey Víctor Manuel.

Y aunque estaba en plena operación de campaña revolucionaria en La Laguna, el general Pablo Quiroga encontró un tiempecito para el amor. Y se casó en Torreón. Invitó a la planilla del Estado Mayor y hasta a cadetes en formación.

La ciudad de Arras en Francia estaba en ruinas. Aquellos encantadores pueblos medievales eran blancos perfectos para los germanos que estaban como endemoniados. Así se veían las calles cuando llegaron las tropas gringas de apoyo.

Mientras tanto, eran cada vez más los alemanes capturados. Aparte de que casi eran los únicos que estaban en pie de combate, no eran muy buenos caminando por ahí por la selva, como la de Compiegne.

A Italia no le fue tan peor. Tropas británicas fueron enviadas para brindar apoyo a los valientes hombres del rey Víctor Manuel.

Y mientras ahí eran bien recibidos, en Panamá ya estaban viendo como le hacían para sacar a los gringos. No pudieron los pobres.