Piden evitar que menores abusen del consumo de azúcares

Personal de la Jurisdicción Sanitaria refieren que en esta época del año, la población en general aumenta la ingesta de alimentos azucarados, por lo que piden tener una alimentación sana.
Invitan a tomar medidas para evitar que enfermedades como la diabetes y la hipertensión se salgan de control, por el incremento en el consumo de alimentos
(Milenio)

Reynosa

Autoridades del Sector Salud exhortaron a los padres de familia a evitar que los menores de edad consuman alimentos altos en contenidos de azúcares, carbohidratos y harinas durante esta temporada, en la que se tiende a subir de peso.

La coordinadora del Departamento de Epidemiología de la Cuarta Jurisdicción Sanitaria, Gloria Leticia Doria Cobos, señaló que tradicionalmente en esta época del año la población aumenta de peso, dado el incremento en la ingesta de alimentos como chocolates, tamales, pasteles, golosinas entre otros productos altos en calorías.

Ante ello, exhortó a los padres de familia a fomentar una alimentación balanceada a fin de evitar el exceso de este tipo de alimentos ya que la obesidad infantil representa un problema de salud pública, al ocupar México el primer lugar mundial en niños con esta patología.

Refirió que la población de cinco a nueve años de edad son los más propensos a desarrollar enfermedades crónico degenerativas propias de los adultos, como la diabetes mellitus, hipertensión arterial y otros padecimientos cardiovasculares a temprana edad.

Doria Cobos expuso que el problema de obesidad y sobrepeso infantil es consecuencia de la deficiente alimentación y sedentarismo, debido al cambio en los patrones de juego, la escasa o nula actividad de los menores por el uso de aparatos electrónicos de video, ver televisión o usar la Internet durante largas horas, por lo que no gastan energía en comparación con los juegos tradicionales.

Destacó que durante la temporada invernal, tanto los adultos como los menores tienden a aumentar la ingesta de alimentos chatarra, harinas y bebidas gaseosas entre otros, que lejos de nutrir solo propician el aumento de peso, por lo que invitó a sustituirlos con frutas, verduras y agua, además de realizar actividades físicas.