Tránsitos nuevos, a filtros de control y confianza

Cuatro elementos dejaron la corporación por cuestiones personales y no por corrupción, dijo Cutberto Longoria.
Buscan cambiar actitud de los agentes de tránsito de Tampico.
Buscan cambiar actitud de los agentes de tránsito de Tampico. (JOSÉ LUIS TAPIA)

Tampico

Solamente los elementos que aspiren a convertirse en tránsitos pasarán por los filtros de control y confianza aseguró la Dirección de Tránsito de Tampico, mientras que los 118 elementos que ya forman parte de la institución tomarán cursos para mejorar su comportamiento.

Cutberto Longoria Alejo, director de Tránsito y Vialidad de Tampico, indicó que no tienen contemplado que los elementos que conforman el departamento sean enviados a Victoria para que se les hagan los exámenes de control y confianza.

“Ahorita a los que se les va a aplicar (el examen) es a los de nuevo ingreso, no tengo ahorita entendido cuándo vengan esos exámenes aquí en Tampico para los oficiales, pero de hecho, a todo el que quiera entrar tiene que ir primero a Victoria a hacer el examen”, sostuvo.

Informó que recientemente cuatro elementos renunciaron por motivos personales sin que tenga que ver “baja por corrupción ni nada de eso, solo ya no quisieron seguir perteneciendo a la corporación”.

Longoria Alejo recalcó que “ahorita estoy checando qué tanta capacidad hay para dar de alta a nuevos elementos, pero ahorita con las bajas que tenemos yo pediría al menos unos veinte elementos” con el fin de tener una buena cobertura.

Los 118 oficiales que se encargan de la vialidad de la ciudad serán sometidos a cursos con el objetivo de que cambien su comportamiento, de que el trato a la ciudadanía sea mejor y disminuyan las quejas.

“Hay gente de aquí mismo de la Dirección de Tránsito que tienen mucho tiempo y hay instructores externos que también se están acercando para apoyarnos con eso”, recalcó el nuevo director del área.

El funcionario reconoció que en algunos efectivos se han notado malas conductas mismas que se reflejan con quejas en las áreas de Contraloría del municipio.

“Soy enemigo de aquél oficial de Tránsito que llega y te agrede pidiéndote los documentos sin antes un saludo o informar por qué se les está deteniendo, ya que esa es la cara que mostramos a la ciudadanía. Si hay agresión pues claro que el ciudadano se va a molestar”, recalcó Cutberto Longoria.