Municipios eliminan información pública

No debieron bajar las publicaciones de los otros alcaldes, es una irregularidad, dice secretario ejecutivo del ITAIT.
La información pública de oficio debe tener presencia en los portales de municipios.
La información pública de oficio debe tener presencia en los portales de municipios. (YAZMÍN SÁNCHEZ)

Tampico

Los ayuntamientos que renovaron su página de internet tras el cambio de poderes, incurrieron en una ilegalidad tras “tumbar” la información de oficio, de la pasada administración.

En el afán de renovar la imagen institucional, las nuevas administraciones como Tampico, Ciudad Victoria, Nuevo Laredo, Mante o Reynosa, cometieron el error de suplantar toda la información, quitando estados financieros, nóminas, listados, que la Ley de Transparencia del estado de Tamaulipas contempla como obligatorios.

“La información pública, de oficio, tiene que estar, porque el ITAIT no regula alcaldes, regula ayuntamientos, es decir, no debieron bajar la información de los otros alcaldes”, sostuvo Andrés González Galván, secretario ejecutivo del Instituto de Transparencia y Acceso a la Información de Tamaulipas.

Estos municipios presentan imágenes del portal totalmente renovadas, y en el apartado de transparencia, mensajes de “actualización o construcción” de la información de oficio.

Los puntos que deben atenderse como oficio u obligatorios son: estructura orgánica; reglamentos y manuales; Plan Estatal de Desarrollo y programas derivados; Directorio oficial de los servidores públicos; información del titular de la Unidad de Información; lista de personal; lista de pensionados y jubilados; servicios; presupuesto y avance por trimestre.

Además: estado de ingresos y egresos; subsidios y subvenciones; lista de proveedores y contratistas; licitaciones; relación de vehículos oficiales; concesiones, permisos y autorizaciones otorgados; Informe anual de actividades del Ejecutivo.

Existen casos más graves como Matamoros, que no ha actualizado el portal y solo muestra el logo institucional (una “M”) pero tampoco tiene el anterior activo.

Otros casos como Ciudad Madero, tiene doble sitio, uno activado redireccionado de la administración pasada y un sitio nuevo inactivo, el cual aparece como el oficial, solo mostrando un logo, al igual que Matamoros. Altamira mantuvo su sitio, aunque con las carencias heredadas por la pasada administración.

Sin embargo, aunque el ITAIT está autorizado para sancionar, el plazo desde la publicación de esta regulación, marca un periodo trimestral, por lo cual será hasta enero cuando puedan ejercer una verificación “justa” sobre la ejecución de los portales, sin embargo, González Galván resaltó que nunca se debió suplantar la información.

“La ley contempla el sistema de archivos, y es porque la ley de transparencia busca que se tengan los accesos a los documentos, debidamente ordenados, y si no están, se está incumpliendo, insisto, no debió haberse bajado la información”.

El titular del ITAIT detalló, “confunden lo que es un cambio de administración, pero ara el ciudadano y el ITAIT, es el ayuntamiento, no importa si es un alcalde o el otro, la información es para el mismo ente. Lamentablemente en los cambios, los equipos de transición piensan en listas de empleados, recursos, imagen, política, y dejan a último la transparencia”.

El 23 de mayo del 2013 el Periódico Oficial del Estado de Tamaulipas publicó reformas a la Ley de Transparencia y Acceso a la Información.

Entre los cambios a la ley señala que El Instituto de Transparencia y Acceso a la Información de Tamaulipas revisará periódicamente los portales de internet de los sujetos obligados con el objeto de supervisar que la información esté completa y actualizada, debiendo en su caso requerirle a la Unidad de Información Pública que subsane cualquier omisión o deficiencia en su publicación, apercibiéndole que de no hacerlo dentro del plazo de treinta días naturales, se dará vista al superior jerárquico, así como al órgano de control interno correspondiente para que inicie el procedimiento de responsabilidad administrativa. Para cumplir con esta facultad, el Instituto emitirá la regulación correspondiente para efectuar la revisión de los portales de Internet. El resultado de la revisión que, en ejercicio de esta facultad, realice el Instituto será considerado para éste como información pública de oficio.