Descuenta Tampico sueldo por retardos a 30 trabajadores

Dirigente sindical manifestó que la medida fue ilegal; pedirán al alcalde el reembolso
Aplican sanción económica a trabajadores del Ayuntamiento.
Aplican sanción económica a trabajadores del Ayuntamiento. (Yazmin Sanchez)

Tampico

El gobierno de Tampico le descontó el sueldo a 30 empleados de servicios generales por retardos, en algunos casos restaron a su quincena tres días de trabajo y una deducción de cien pesos a la canasta básica.

El dirigente sindical en Tampico que representa a 560, Juan Manuel Sánchez, declaró que los trabajadores entran a las seis de la mañana y algunos se trasladan desde Altamira, por lo que siempre habían contado con tolerancia, pero en esta ocasión “primero nos pegan y luego nos avisan”.

Informó que el lunes sostendrán una reunión con el alcalde Gustavo Torres Salinas en la que pedirán se reembolse el recurso disminuido a sus quincenas, de no ser así dijo que procederán de manera legal contra el Ayuntamiento, descartó los plantones. Algunos trabajadores recibieron hasta 500 pesos menos en su pago quincenal.

“Creo que primero habría que concientizar la aplicación, sabemos que tenemos que cumplir con un horario y desarrollar nuestro trabajo, pero si bien es cierto nada más fue de sopetón la aplicación, me parece injusto que se haya hecho de esa manera”, manifestó.

En rueda de prensa acompañado por los dirigentes sindicales de Madero, Andrés Portillo Villegas y de Altamira, Federico Pérez Banda, indicó que Torres Salinas debe concientizar a sus funcionarios sobre la aplicación de correctivos económicos, especialmente cuando se trata del personal que menos percibe.

Precisó que en la ley no están contempladas sanciones administrativas, por lo que se trata de una medida a la que calificó como ilegal.

“Quizá tengamos más reportes, pero por lo pronto el personal de servicios generales del Ayuntamiento, las muchachas que hacen al labor de intendencia fueron afectadas, desafortunadamente son de los que menos ganan y aunque fueran los que ganen un poco más la aplicación es incorrecta”, afirmó.

Sánchez Ramírez consideró como lo más grave el haber tocado la canasta básica, al tratarse de un pago no negociable que no se sujeta a los días de trabajo. De esta prestación los empleados reciben 425 pesos quincenales y en esta ocasión en pago fue de 330.

En su caso el dirigente en Madero, Andrés Portillo, se quejó de que a 30 de sus 475 empleados sindicalizado no les han pagado su quincena “en Madero hay fallas garrafales, porque se les pasó nada más”, se trata de empleados de servicios públicos y generales. En tanto, el dirigente de 387 sindicalizados en Altamira y a nivel estado, Federico Pérez Banda, reveló que la situación más compleja se padece en Xicoténcatl, mientras que en San Fernando hay diez empelados a los que se les bajó el sueldo.