Lista para agilizar los trasplantes renales, abierta a mexicanos

Requisitos: tener un donante no compatible y estar en un sistema de seguridad social.
El doctor Arturo Dib Kuri dio la primicia a MILENIO.
El doctor Arturo Dib Kuri dio la primicia a MILENIO. (Juan Carlos Bautista)

México

El ex director general del Centro Nacional de Trasplantes (Cenatra) de la secretaría de Salud, Arturo Dib Kuri, anunció un proyecto sobre cadenas de donación renal pareada a fin de reducir el número de pacientes que esperan un nuevo riñón.

A partir del martes los enfermos de riñón que tienen un donante, pero que no son compatibles con su donador, podrán acceder al registro para que inicie la búsqueda de alguien dispuesto a darle el órgano que necesitan, al mismo tiempo que el primer voluntario se lo da a otro paciente que pueda recibir su riñón, método con el que se forman las cadenas con las cuales buscan reducir el número de 13 mil personas que están en lista de espera.

Los interesados podrán registrarse siempre y cuando sean derechohabientes de alguna institución pública o bien reciban tratamiento en algún hospital privado a fin de que, en el momento de que se encuentre un donador, la cirugía de trasplante se realice en el servicio médico al que pertenece o bien donde es tratado.

En ese sentido, el médico debe estar enterado de que el paciente se registrará en la lista de “donación pareada”, además de que deberá contar con una serie de estudios clínicos que lo hagan candidato a la cirugía y tener a su donante  para que a su vez entregue el órgano a otro  paciente.

Se trata de una iniciativa de la organización el Centro Mexicano Pro-Donación Renal AC (Pro-Renal), que lidera Dib Kuri, quien dio la primicia del programa en MILENIO Foros Salud, en la charla magistral Cadenas de vida, donde compartió la experiencia  del caso de Marisol Robles, la primera mexicana que viajó a EU para recibir un riñón por una donación pareada.

Marisol recibió un riñón de Linda, de 63 años, a quien solo conoce por Facebook.

De los 13 mil pacientes que están en la lista de espera, al menos 4 mil tienen un amigo, familiar o conocido o dispuesto a donar el riñón, pero no son compatibles, dijo Dib al afirmar que Pro-Renal cuenta con el equipo para realizar la identificación de compatibilidad de donador que utiliza un algoritmo tecnológico diseñado por el doctor Alvin Roth por el cual recibió el Premio Nobel de Economía, 2012.

El reto es realizar 2 mil cirugías al año para desahogar la larga lista de espera por ese órgano.

La donación pareada se realiza con éxito en más de 10 países, entre los que se encuentran Estados Unidos y España.