Disminuyen velocidad del Metro por precaución

Ángel Salinas, de la dirección de Administración de Metrorrey, indicó que la reducción del  presupuesto afectó el mantenimiento preventivo y correctivo del transporte.
Tardarán un año más en hacer la reposición de todos los sujetadores y rieles
Tardarán un año más en hacer la reposición de todos los sujetadores y rieles (Foto: Leonel Rocha)

Monterrey

Pese a que hace un mes Metrorrey descartó riesgos en la operación del sistema de transporte, este miércoles admitieron que se tuvo que bajar la velocidad de los viajes como medida de precaución, debido a la antigüedad de los sujetadores de los rieles.

TE RECOMENDAMOS: Descartan riesgo en rieles de Metro

En una reunión que tuvo lugar en el Congreso del Estado con la Comisión de Transporte, autoridades y jurídicos de Metrorrey dieron a conocer que este año el Gobierno Central les 'rasuró' presupuesto, por lo que se vería afectado el mantenimiento preventivo y correctivo del Metro.

"Las aportaciones que se reciben del Gobierno del Estado, las cuales para este 2018 son menores a las que se autorizaron para el 2017, nos está creando una situación en la que estamos apretando el gasto, se está en ocasiones sacrificando gastos de mantenimientos.

"Para este año se solicitaron en un anteproyecto hasta 258 millones y únicamente autorizaron 173, entonces golpeó, está pegando en la operación la falta de recursos de apoyos estatales principalmente para mantenimiento", explicó Ángel Salinas, de la dirección de Administración de Metrorrey.

Asimismo, Lorenzo Aguilar Camelo, director general de Metrorrey, informó en entrevista que la decisión de bajar la velocidad del transporte fue como medida de precaución y descartó que hubiera un riesgo grave en los rieles, sino que tratan de evitar vibraciones por la falta de amortiguación.

"Los sujetadores no solamente detienen los rieles, ese no es el riesgo que se tiene, que ese sería un riesgo importante correr, no se van a zafar los rieles ni se va a salir el carro para nada, básicamente es una amortiguación.

"Entonces esa capacidad de amortiguación ya se disminuyó, se pudiera decir que son los amortiguadores que están como echados a perder, entonces en la medida que uno avanza más rápido vibra, y eso hace que el mantenimiento del vagón sea mayor", mencionó.

Aguilar Camelo explicó que la velocidad disminuyó de 65 kilómetros por hora en promedio a 55 o 60, causando un retraso de hasta siete minutos.

Finalmente explicó que tardarán un año más en hacer la reposición de todos los sujetadores y rieles que se necesitan y la velocidad de los viajes continuará siendo menor.