Demolición de torre sentaría precedente, señala diputada

Los desarrolladores sabrán que en ya no resulta mejor pedir perdón que pedir permiso, indica Rebeca Clouthier.
La diputada panista Rebeca Clouthier.
La diputada panista Rebeca Clouthier. (Foto: Archivo)

Monterrey

De concretarse la demolición del excedente de 23 metros de altura de la Torre Tanarah, podría sentar un precedente y nuevo comienzo para el municipio de San Pedro en materia de desarrollo urbano y mandaría un mensaje claro a la población de que no se puede estar violando los reglamentos del municipio, aseguró la diputada local del PAN, Rebeca Clouthier Carrillo.

La legisladora local de Acción Nacional felicitó a la administración de San Pedro por la decisión final y el proceso legal y dijo sólo esperar a que este procedimiento se llegue a concretar.

“Es una decisión muy importante la que se está tomando en la administración, esperemos que el propietario del inmueble no realice ninguna otra acción legal para detener o impedir la demolición, porque como bien lo decía el abogado, hay riesgo de colapso por la mala administración que tiene, por el excedente de 23 metros más que su propia altura que se le autorizó en alguna administración, equivocadamente, para cambiar de giro.

“Yo felicito a la administración que se tomen este tipo de acciones, que se concreten este tipo de acciones, que se demuela, por el bien de los vecinos y de todo el municipio para que se respete la ley”.

De ser así, el hecho podría sentar un precedente importante, pues mandaría un mensaje a la población de que no se puede preferir “pedir perdón a pedir permiso” y que no se puede estar violando los reglamentos municipales. 

“Yo creo que es un precedente muy positivo, yo creo que es un mensaje muy contundente que se está mandando a la sociedad y a los sampetrinos, para que la gente entienda que se tiene que cumplir la ley y los reglamentos, que no se tiene que jugar…

“Ya sabíamos que en San Pedro la práctica no escrita es: ‘Más vale pedir perdón que pedir permiso’, y mucha gente viola las leyes, los reglamentos, y después se mete a la mesa de justicia para que lo regularicen, o se ampara”.

En entrevista telefónica, el abogado integrante del despacho Quintero Quintero Abogados, SC, contratado por el municipio para hacer frente al caos urbano detectado por la actual administración que encabeza Ugo Ruiz, dijo que hasta este fin de semana, el dueño del desarrollo, Francisco Montemayor Aldape, no se ha contactado para presentar el plan de demolición solicitado.