Trabajan tres turnos para restablecer electricidad

El director general de la CFE señaló que son 400 trabajadores y contratistas de Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas los que se ocupan de recuperar el suministro de energía en Ciudad Acuña.
Voluntarios se unen a las labores de las autoridades para ayudar a limpiar el sitio.
Voluntarios se unen a las labores de las autoridades para ayudar a limpiar el sitio. (Manuel Guadarrama)

Ciudad Acuña, Coahuila

Enrique Ochoa, director general de la Comisión Federal de Electricidad, dio a conocer que alrededor de cuatro mil 684 usuarios se vieron afectados tras el tornado que azotó tres de las colonias del sur de Ciudad Acuña.

Detalló que 400 trabajadores y contratistas de los Estados de Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, trabajan tres turnos completos para recuperar el suministro de energía eléctrica.

Aseguró que hasta el momento se tiene una recuperación del 60 por ciento, en tanto que al momento se están evaluando las pérdidas económicas derivadas de este fenómeno, siendo en los próximos días en que se den a conocer la totalidad de las perdidas.

Los albergues siguen habilitados para recibir a damnificados, aunque la mayor parte de ellos han decidido quedarse en sus viviendas.

Indicó que en los próximos dos días quedará restablecido el servicio en los sectores que tuvieron el impacto negativo de este fenómeno.

Por su parte, José María Tapia, director del Fondo de Desastres Naturales de la Secretaría de Gobernación, dio a conocer que en los próximos días el Comité de Evaluación de Daños, que está integrado por autoridades del Gobierno del Estado y la Federación, tendrá que emitir un diagnóstico sobre los daños económicos tras la contingencia en Acuña.

Añadió que se instalarán comités para valorar la infraestructura de vivienda, salud, hidráulica, educativa, carretera y urbana, para luego iniciar la autorización de recursos para la reconstrucción.

Expuso que ya se inició la entrega de recursos especiales para la remoción de escombros y limpieza del lugar de la tragedia, esto sumado a los insumos ya enviados para los damnificados, señaló el funcionario.

El alcalde de Acuña, Evaristo Lenin Pérez, señaló que los albergues siguen habilitados para recibir a damnificados, aunque la mayor parte de ellos han decidido quedarse en sus viviendas para proteger sus pertenencias.