“Sin lana”, laguneros rescatistas en la CdMx

Cinco jóvenes llegaron de Morelos con 2 mil pesos que lograron reunir, dinero que gastaron en la compra de los pasajes de La Laguna hasta el punto donde comenzaron con los trabajos.
Laguneros esperan reunir apoyo para regresar el fin de semana.
Laguneros esperan reunir apoyo para regresar el fin de semana. (Ángel Carrillo)

Ciudad de México

La ayuda proviene de todo el país: víveres, artículos como guantes, cubre bocas y sobre todo manos, todo abona.

Los laguneros, apenas se percataron de lo que ocurría en la Ciudad de México y en otros cinco Estados del sur, decidieron trasladarse hasta la capital para contribuir con las labores de rescate.

Luis Lozano, un joven paramédico de Gómez Palacio tiene poco menos de una semana dedicado a proporcionar primeros auxilios a los heridos que son rescatados de entre el escombro y los fierros retorcidos de los edificios que se vinieron abajo.

TE RECOMENDAMOS: [CRÓNICA] Testimonios que reviven el dolor

“Yo creo que para venir a trabajar aquí, a la zona del sismo, se requiere de mucho valor, no cualquiera está capacitado para remover escombros y no saber qué te puedas encontrar”.

"Me reuní con un grupo de amigos paramédicos, rescatistas, enfermeros y decidimos apoyar en los trabajos de auxilio luego del sismo del pasado 19 de septiembre. Nos pusimos en contacto con las autoridades para que nos dieran las facilidades, básicamente para poder entrar a los lugares como el edificio de Álvaro Obregón 286".

Inicialmente Luis, junto con otras dos jóvenes mujeres (paramédicos también) fueron ubicados en Jojutla, Morelos para apoyar en el balance de daños y después los trasladaron hasta la delegación Álvaro Obregón para atender heridos.

Oaxaca es el Estado que más presenta afectaciones tanto en infraestructura urbana como en el número de heridos, señaló Luis Lozano.

El grupo de paramédicos informó que en la Ciudad de México no les proporcionaron equipo: “Chaquetas fluorescentes, casco visores y guantes fueron donados por la gente de La Laguna y el desplazamiento hasta acá en nuestros propios vehículos”.

A pesar de que eran las siete de la mañana (de ayer lunes), el cansancio era evidente en las caras de los paramédicos, están enfermos de la garganta por la cantidad de polvo que han aspirado, no tienen dinero para seguir sosteniéndose en la capital.

“Es verdaderamente triste y difícil estar dentro de las estructuras colapsadas y desarrollar búsquedas de personas vivas o de cadáveres, el cansancio puede ser mucho, pero después de ver el sufrimiento de las familias de las víctimas no hay trabajo que agote para querer abandonar los esfuerzos.

Los últimos dos días estuvimos prácticamente en la calle, durmiendo a ratos en los puestos de auxilio para cualquier cosa que se ofreciera, también nos hospedaron amigos que viven aquí en sus casas. Hoy necesitamos reorganizarnos en la Comarca Lagunera porque el plan es regresar a la Ciudad de México el fin de semana”.

Lo mismo ocurre con los Buzos Castañeda y a pesar de que este grupo está dedicado a rescatar cadáveres de las aguas del Río Nazas decidió contribuir con las labores, informaron José Alfredo y Juan Castañeda.

Kevin, Alberto, Paola, Sara y Nora son jóvenes adscritos a este colectivo de rescate, apenas llegaron ayer a la Ciudad de México procedentes del estado de Morelos, ellos lograron reunir dos mil pesos, dinero que gastaron en la compra de los pasajes de La Laguna hasta el punto donde comenzaron con los trabajos.

“Yo creo que para venir a trabajar aquí, a la zona del sismo, se requiere de mucho valor, no cualquiera está capacitado para remover escombros y no saber qué te puedas encontrar”.

dcr