Exigen demolición del complejo Serena Green Living

El abogado de vecinos sampetrinos afectados por el complejo habitacional señala que sus representados no fueron requeridos para saber lo que opinaban del inmueble.
El abogado Federico Fernández
El abogado Federico Fernández. (Marilú Oviedo)

San Pedro Garza García

Al señalar que se está violando el derecho del medio ambiente adecuado, el abogado Federico Fernández señaló que los desarrolladores del complejo habitacional Serena Green Living tienen que demoler lo que llevan de construcción en el municipio de San Pedro Garza García.

Detalló que en 2010 la Secretaría de Desarrollo Urbano y Ecología autorizó el uso de suelo multifamiliar sólo en una porción y omitió citar a los vecinos del sector que viven en un lugar de uso unifamiliar.

“Ahorita hay un juicio de amparo, se han acumulado, están en sentencia desde agosto, se espera que en enero se resuelva y con esto se defina que el permiso está mal otorgado y debe de revocarse y demoler lo que se ha avanzado, eso es lo que esperamos”, comentó.

Fernández aseguró que con dicha construcción se afectaría la calidad de vida de alrededor de 50 familias.

“Les afecta su calidad de vida, su entorno, conceptos muy amplios, pero en concreto están cambiando de tener solamente casa-habitación a tener edificio de 15 pisos, 55 departamentos donde sólo había una casa; ese cambio justificaba y obligaba a la autoridad a citar a los vecinos; la autoridad, en su momento, en 2010, no hizo eso, no los citó, por eso promovieron un amparo para defenderse”, expresó.

El defensor de las familias sostuvo que el Plan de Desarrollo Urbano del municipio prohíbe ese destino y permite el uso horizontal para casas y no vertical.

“Se pierde  la privacidad y la tranquilidad que uno debe de tener en su casa, ese es un valor que está protegido en la Constitución y es lo que están violando los desarrolladores”, argumentó.

Comentó que en 2012 promovieron un amparo y seguirán luchando para que la construcción no continúe.

Indicó que la clausura que aplicó el municipio la semana pasada debe ser definitiva porque no tiene un permiso vigente y el cambio de uso de suelo sigue en litigio.

Manifestó que el complejo habitacional de Serena Green Living es muestra de un desarrollo irregular no sustentable.

“Muchas veces quieren obtener más provecho del que se debe, los desarrolladores, y lo que tienen son problemas, y es lo que van a tener porque ahora creo que el vecino está consciente y en una actitud de reclamar sus derechos y deberían más bien orientarse a hacer un desarrollo sustentable conforme a las leyes de Desarrollo Urbano y no andar abusando de los usos de suelo”, apuntó.

Aseguró que no se ha tenido ninguna reunión de vecinos con los desarrolladores, porque los primeros no quieren los departamentos.

El complejo habitacional se edificaba en la calle Porfirio Díaz 815 entre Matamoros y Genaro Garza García. a espaldas de la Iglesia de San Francisco.