Por influyentismo, cesan a cuatro

Marco Antonio Rodríguez Rico fue tratado con privilegios tras percance vial registrado el pasado domingo
Marco Antonio Rodríguez Rico
Marco Antonio Rodríguez Rico (Especial)

Guadalajara

Por desafiar la sentencia que lanzó el gobernador del estado, Aristóteles Sandoval Díaz, de que no habría privilegios para nadie, ayer fueron cesados cuatro servidores públicos del gobierno del estado, uno de estos de la Secretaría de Planeación, Administración y Finanzas (Sepaf) y tres agentes viales (estos últimos en proceso).


Lo anterior, luego de que el fin de semana, Marco Antonio Rodríguez Rico, trabajador de confianza del área de Egresos de la Subsecretaría de Finanzas, gozara de privilegios tras un percance vial registrado el pasado domingo.


Pese a dar positivo en la prueba de alcoholimetría (.60 milligramos de alcohol por litro de aire espirado, segundo grado de ebriedad), los agentes viales José Magaña Orozco, Isaías Limones Macías y Gabriel Martínez Parrilla, dejaron marchar al empleado de Sepaf, quien previamente ya había amenazado a los involucrados en el percance.


A través de un comunicado enviado por el gobierno estatal, se aclara que "si bien no se encontraba en el desempeño de sus funciones y estaba fuera de sus horarios de trabajo, hay evidencia de que Rodríguez Rico pretendió sacar ventaja de su condición de servidor público".

  
Se puntualiza que esta persona, quien tenía cinco años en la Administración estatal, fue requerido por el área de Recursos Humanos para el procedimiento administrativo de su baja definitiva, "dando cuenta del caso a la Contraloría del Estado y a la Subsecretaría Jurídica".


Además, se precisa que los tres agentes viales también fueron cesados de sus funciones, hasta que la Dirección de Asuntos Internos determine lo procedente, "la sanción para los agentes podría ir desde una amonestación, suspensión o, en su caso, cese definitivo de sus funciones".


"De acuerdo al reglamento de la Ley de Movilidad y Transporte del Estado de Jalisco, el procedimiento en este caso es el de remitir al sujeto al Centro Urbano de Retención Vial por Alcoholimetría (CURVA), lo cual no ocurrió", se añade en el comunicado.


Por su parte, el gobernador destacó durante un evento que sostuvo en la colonia Colinas de la Normal, que su gobierno combate la impunidad y la corrupción, "porque aquí el que se diga influyente va estar en el lugar que se merece si quiere aprovecharse de su puesto público".


"Como hoy he dado la instrucción para que se cese a los funcionarios que quieran aprovechar su puesto para pasarse de listos, porque aquí todos somos iguales, pero también para los policías, que no actúan correctamente defendiendo los intereses de la gente", agregó.