Piden auditar a Sedesol por presunto robo de datos

El candidato del PAN a la alcaldía de Monterrey, Iván Garza, señala que es un tema muy delicado que no debe pasar desapercibido.

Monterrey

El candidato del PAN a la alcaldía de Monterrey, Iván Garza, pidió una auditoría al programa federal “70 y más” de la Secretaría de Desarrollo Social para que se investigue el presunto robo de datos personal de adultos mayores al servicio del narcotráfico.

El aspirante albiazul realizó un recorrido por el mercado rodante Valle Verde,  colonia donde residen las dos vecinas septuagenarias que aparecen como accionistas de Desarrollo Comercial Lexir, SA de CV, empresa propietaria de las tres residencias donde vivió Omar Treviño Morales, "El Z42", detenido en San Pedro, y que resultaron ser beneficiarias del programa "70 y Más" de la Sedesol federal.

Garza se pronunció en contra del presunto robo de datos personales de adultos mayores que integran este programa para la creación de empresas “fantasmas” al servicio del crimen organizado.

“Por supuesto (que se debe investigar), este tema es muy importante, el tema del resguardo de datos personales es algo que tiene hasta implicaciones legales, invito a que se haga esta auditoría a este programa para ver si efectivamente hay algún desvío de información”, dijo contundente.

El pasado 4 de marzo, las fuerzas federales detuvieron el presunto capo del grupo de los Zetas y le fueron incautadas tres residencias en San Pedro y Monterrey, adquiridas a través de Desarrollo Comercial Lexir, donde aparecen como socias Virginia Luna Aguilar e Irene Rodríguez Carvente.

MILENIO Monterrey publicó que ambas socias de las residencias decomisadas al Z42 resultaron ser septuagenarias, de escasos recursos, junto con Rogelio Garza Martínez, el comisario, todos de 72 años, y que aparecen como socias  de otras firmas fantasmas como Grupo Darrall, SA de CV, y Desarrollo y Servicios Praxi, SA de CV.

Un familiar de Luna Aguilar dijo que su madre, una costurera pensionada y enferma de hipertensión, mencionó que los datos personales podrían haber sido robados de la base de datos del programa Sedesol “70 y Más”.

“No es posible que las personas ni siquiera están enteradas, no sepan de donde salió esa información, ellos manifestaban que el único lugar donde habían dado esta información y estos datos era la Sedesol.

“Entonces, es un tema preocupante, que debe analizarse y que de auditarse, y que lleguen a las últimas consecuencias legales, por parte de los que sean y los que tomaron estos datos de manera irregular”, afirmó Garza.

Deben investigarse a Pablo Elizondo, entonces delegado de la Sedesol y demás ex funcionarios, se le cuestionó.

“A las personas a las que tiene que llegar esta investigación, que todas sean investigadas”, indicó.