Ladrones se llevan hasta los santos de las iglesias

El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, pidió más atención a las autoridades para prevenir hurtos en los templos.
El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López.
El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López. (Carlos Alberto Rangel)

Monterrey

No sólo las limosnas, sino también los santos, los artículos de la liturgia y los equipos de sonido se han convertido en el botín de ladrones que cotidianamente saquean las iglesias católicas en el estado, dio a conocer el arzobispo Rogelio Cabrera López.

Al señalar que si bien el crimen organizado está descendiendo y los ciudadanos lo sienten, los fieles católicos viven casi todos los días robos en su centros de culto.

“Los casos graves ya están controlados, lo que sigue es el crimen ordinario y rutinario, el robo a la casa habitación y a nuestras iglesias.

“En el delito común no es notorio, todo mundo tiene miedo a ser robado, como nos ha ocurrido en nuestras iglesias.

“Hay que bajar hasta el fondo, porque la suma de pequeños delitos termina siendo gravosa para la ciudadanía”, dijo.

Señaló que en el tiempo que tiene frente al Arzobispado de Nuevo León esta problemática ha sido recurrente, ya que los templos católicos regularmente permanecen con las puertas abiertas para el uso de los fieles, y estos momentos son lo que aprovechan los amantes de los ajeno.

Incluso en una iglesia ubicada en el fraccionamiento Riveras del Río, en el municipio de Guadalupe, se cometió un sacrilegio, ya que los ladrones se llevaron el copón con las hostias consagradas.

“Siempre estamos en riesgo, inclusive en una parroquia hubo hasta un sacrilegio, porque se llevaron el copón con todo y las hostias consagradas, ya la comunidad hizo un desagravio espiritual por esto que sucedió en la parroquia Santo Tomás Moro.

“Robos sacrílegos no son comunes, pero los robos pequeños; se llevan un santo, la campana o el sonido; hay una iglesia en la que se han llevado cinco veces el equipo. Eso nos tiene muy preocupados a todos los católicos”, dijo.

Insistió en que las acciones para combatir la inseguridad deben ser más contundentes para beneficio de los ciudadanos y alertó a estar atentos en la próxima semana santa, donde los robos a negocio, casa habitación y las mismas iglesias puede incrementarse con motivo del receso vacacional.