El INM entregó 246 credenciales de residencia permanente

El documento permite su permanencia en territorio nacional, así como un cambio de condición y la certeza de algún trámite migratorio que hayan iniciado ante esta dependencia.
Del total de documentos entregados predominan los de estadounidenses
Del total de documentos entregados predominan los de estadounidenses (Guillermo Gómez)

Guadalajara

Puerto Vallarta el destino ideal para vivir para la comunidad extranjera, dadas las condiciones de seguridad, tranquilidad y bellezas naturales que lo rodean, lo cual además atrae inversiones, destacó Ricardo Ariel Vera Lira, delegado en Jalisco del Instituto Nacional de Migración (INM), al entregar 246 credenciales de residencia permanente y temporal a igual número de extranjeros de diferentes nacionalidades.

El funcionario explicó que los extranjeros cumplieron los trámites correspondientes ante la subdelegación regional y se evitó el traslado a la capital del estado “como un acto de cortesía y acercamiento, preocupados por la armonía de extranjeros y nacionales”.

El documento permite su permanencia en territorio nacional, así como un cambio de condición y la certeza de algún trámite migratorio que hayan iniciado ante esta dependencia.

Vera Lira apuntó que como instancia nacional de seguridad, es función del INM “proteger, salvaguardar el estado y la regularización de los extranjeros que radican o se internan en el país”.

Resaltó que los extranjeros se sienten atraídos por la belleza, tranquilidad y seguridad de Puerto Vallarta, hay quienes buscan realizar actividades productivas, ya sea para ejercer una carrera por cuenta propia o bien por ser contratados por algunas empresas.

Indicó que en colaboración de los tres niveles de gobierno, existe constante comunicación con la comunidad extranjera, “estamos en constante incremento, cada día tenemos más matrícula escolar en las universidades y más inversión por parte de los extranjeros, que vienen a radicar en este puerto marítimo”.

Del total de documentos entregados predominan los de estadounidenses, que constituyen la mayor comunidad extranjera residente en el puerto.