Buscan hacer consciencia peatonal

El colectivo Pulmón Urbano hizo un recorrido por las calles del centro de Monterrey y se encontró con diversos obstáculos, como señaléctica municipal, postes, entre otros inconvenientes.

Monterrey

En un recorrido para verificar qué tan dañado está el paso peatonal en el centro de la ciudad, y con la intención de crear conciencia de mejorar el entorno urbano, este sábado integrantes del colectivo denominado Pulmón Urbano, se dieron a la tarea de revisar la zona.

De acuerdo con los organizadores del evento, se trató de un trayecto principalmente por las banquetas para evaluar las condiciones de accesibilidad de la ruta para el peatón y la importancia y beneficios de los árboles en las zonas urbanas.

Se revisó si en las esquinas había rampas para acceso de personas en silla de ruedas, si en la banqueta había obstáculos y cómo estaban divididos, así encontraron que había obstáculos como postes, además de señalética municipal, marquesinas y árboles sobre las banquetas.

"Lleva un sentido de sensibilización a cerca de tu entorno urbano para todos los ciudadanos, es decir, el entorno urbano está hecho de banquetas, está hecho de los cruces, está hecho de árboles, está hecho de mobiliario, etcétera.

"Tiene la intención de irnos sensibilizando a una velocidad de peatón, que es mucho más fácil para percibir los detalles que la del automovilista, irnos sensibilizando de todos los elementos que hacen a la ciudad y que nos hacen más difícil nuestro recorrido diario. ¿Por qué se llama Pulmón Urbano?, porque un tema muy importante es el de los árboles, fuimos registrando e inventariando los árboles que íbamos viendo", declaró Osvaldo Zurita Zaragoza integrante de Bosque Urbano México, organización que colaboró en Pulmón Urbano.

El punto de inicio del recorrido fue en la Plaza de Colegio Civil, de donde los participantes caminaron por la calle Colegio Civil, posteriormente por la calle 15 de Mayo hasta Guerrero, para continuar al sur hasta la calle Juan Ignacio Ramón al oriente hasta Escobedo, llegando al predio del Congreso del Estado, destinado para la construcción de un edificio de estacionamientos, proyecto que por el momento está suspendido.

Dentro del predio, los participantes en la caminata comenzaron a sembrar varios árboles y realizaron un picnic.

Mencionó que detectaron marquesinas que afectaban el paso del peatón y algunos árboles muertos, que fueron mutilados porque afectaban la vista a algún establecimiento.

"Queremos que éste sea un ejercicio de entender que ese patrimonio público no debe estar a expensas de las necesidades de cada negocio, cada particular frente al árbol, sino de las necesidades de la gente que usa ese espacio público" insistió.