Adrián pide a peregrinos solicitar registro ante municipio

La intención, señaló el alcalde, es dar la seguridad que requieren las peregrinaciones para evitar accidentes viales.
Al registrarse ante el municipio, las peregrinaciones serán escoltadas por los agentes de Vialidad y Tránsito de Monterrey.
Al registrarse ante el municipio, las peregrinaciones serán escoltadas por los agentes de Vialidad y Tránsito de Monterrey. (Jorge López)

Monterrey

El alcalde de Monterrey, Adrián de la Garza, pidió a los ciudadanos que realizarán o participarán en las peregrinaciones, que soliciten su registro ante el municipio para recibir la seguridad adecuada y así evitar accidentes.

Esto con relación al incidente que causó un automovilista al atropellar a dos integrantes de una peregrinación que se dirigía a la Basílica de Guadalupe, durante este fin de semana.

De la Garza comentó que dicha peregrinación no contaba con un abanderamiento por parte de las autoridades de la Secretaría de Tránsito y Vialidad de Monterrey, por carecer de su registro.

Indicó que según información que le han proporcionado, por fortuna las personas afectadas sólo sufrieron lesiones leves; pero recalcó que es importante que el municipio esté esterando de las peregrinaciones y brindar la seguridad necesaria para evitar tragedias.

Por otra parte, Adrián de la Garza manifestó que respecto a los comercios informales que se han ubicado en las inmediaciones del templo, sí están bajo la inspección de la autoridad a su cargo.

"Sí acuden con frecuencia inspectores para poner orden y los informes que me están proporcionando son con relación a que se está dando la atención necesaria y evitar que se afecte a los habitantes del sector, lo mismo que a los propios peregrinos", apuntó el alcalde regiomontano.

Dijo que los permisos que se han dado son a quienes ocupan lugares sin afectar a terceras personas, y que algunos de los vecinos del lugar se instalan en el frente de sus viviendas para ofrecer sus productos.

"He girado instrucciones muy precisas para que se mantenga el orden y no se afecten unos negocios a otros, ni tampoco a los vecinos a quienes se deberá respetar", concluyó.