Regias le deshacen copete a Peña y le roban besos

Varias asistentes a la inauguración del Macrocentro Comunitario no perdieron oportunidad para darle besos a Enrique Peña Nieto y tomarse la fotografía.

Monterrey

Las muestras de afecto hacia el presidente Enrique Peña Nieto sobrepasaron hasta llegar a los besos en la visita que realizó este miércoles a la ciudad de Monterrey.

Poco después de las 12:30, el mandatario federal arribó al sector San Bernabé en la capital de Nuevo León, donde fue recibido en medio de un cúmulo de emociones de las mujeres asistentes.

En su recorrido por los pasillos, previo a la inauguración de una obra en Monterrey, Peña Nieto saludaba a los invitados que se encontraban en el evento.

Camino hacia el foro, un grupo de damas no perdió la oportunidad de tomar su brazo, jalarlo hacia ellas y obligarlo prácticamente a darles besos y tomarse fotografías.

Las mujeres que se encontraban frente al equipo de la prensa local, explicaron que se trasladaron en camiones desde el municipio de Guadalupe, justo de la colonia Rancho Viejo.

María del Carmen Navarrete, quien logró estirar la mano del Presidente y su otra compañera que despeinó al mandatario, fueron las primeras que se llevaron los besos del funcionario nacional.

Aseguraron además que sólo asistían al evento para obtener un beso, un abrazo y tomarse la fotografía con Peña Nieto.