Pedreras se tienen que reubicar: Víctor Pérez

El acalde de Santa Catarina insistió que una regulación que no contemple la reubicación de las pedreras no tendrá ningún impacto en beneficio de los habitantes.
El acalde de Santa Catarina, Víctor Pérez, acudió al Congreso local para platicar con el diputado Francisco Treviño, principal promotor de la iniciativa.
El acalde de Santa Catarina, Víctor Pérez, acudió al Congreso local para platicar con el diputado Francisco Treviño, principal promotor de la iniciativa. (Daniela Mendoza Luna)

Monterrey

El municipio de Santa Catarina no aceptará una iniciativa de ley para regular las pedreras que no contemple el retiro de las que ya están, sentenció el alcalde Víctor Pérez Díaz.

Al visitar el Congreso del Estado para platicar con el diputado Francisco Treviño, principal promotor de esta iniciativa, el edil señaló que buscan la incorporación de un artículo transitorio en la norma que deje asentado el retiro de estas industrias que tanto afectan al medio ambiente, así como la salud de quienes viven en Santa Catarina.

"Si esta ley no contempla el retiro de las pedreras o una obligación hacia el Gobierno del Estado, o cualquier autoridad competente para establecer mínimo un plan de retiro no estamos de acuerdo.

"No estaremos de acuerdo con una ley que no lo contemple, sabemos que pudiera ser complicado dejar en la ley un plazo, pero si necesitamos más disposición del Gobierno del Estado, a través de la secretaría de Desarrollo Sustentable, para que nos materialicen y le cumplan a los ciudadanos de Santa Catarina el retiro de la industria", insistió.

Pérez Díaz informó que durante años diputados locales y alcaldes anteriores han buscado poner freno a la emisión de contaminantes, e incluso durante el gobierno de Natividad González Parás se aprobó una norma para regularlas.

Sin embargo, aclaró ésta no sólo se ha dejado de cumplir, sino que además los empresarios se han amparado contra la misma.

Por ello, el acalde insistió que una regulación que no contemple la reubicación de las pedreras no tendrá ningún impacto.

Víctor Pérez indicó que los empresarios del ramo ya han obtenido suficientes dividendos en su inversión y es momento que se retiren de la zona en beneficio de al menos 60 mil vecinos que se ven afectados con sus emisiones.

Agregó que está comprobado, por estudios realizados por la Secretaría de Desarrollo Urbano municipal, que las emisiones y partículas superan incluso la barrera de amortiguamiento.