El partido cristiano inquieta a católicos

El padre José Lemus no está de acuerdo en que una iglesia entre abiertamente a la política pues aunque coincide con el aspecto humanístico del PES; advierte que se puede caer en ser sectarios.

León, Gto.

El padre José Salomé Lemus se manifestó en contra del nuevo partido político encabezado por cristianos, pues afirmó que la Iglesia no tiene como objetivo solucionar los problemas o deficiencias políticas.


El pasado viernes, MILENIO publicó una entrevista con Rogelio Carrillo Guerrero, representante del Partido Encuentro Social (PES) y que podría ser nombrado como dirigente estatal, una vez que el partido logre consolidarse en Guanajuato.


De acuerdo a lo que explicó Rogelio Carrillo, el objetivo fundamental de este nuevo partido político con ideología cristiana, es recuperar la dignidad y la integridad en la sociedad y en las familias, apoyar a los más vulnerables y recobrar la justicia social.


Y a pesar de que el PES se declara un partido con ideología cristiana y se dice conformado por aquellos 'que le temen a Dios', el rector de la Catedral Metropolitana, el padre José Salomé Lemus se mostró en contra de este partido.


"Yo personalmente no estaría de acuerdo en que algún partido tuviera abierta y explícitamente una connotación de tipo religioso", dijo.


El padre Lemus comentó que los objetivos que plantea el PES son aceptables, pues el humanismo debe ser el camino que rija a cualquier partido político.


"Yo pienso que todos los partidos políticos deben de partir de bases auténticamente humanas, llámense de cualquier color o de cualquier tendencia, deben ser verdaderamente humanistas, pero debe de haber una concepción recta de lo que es el hombre en su esencia, en sus fines primarios y trascedentes".


Sin embargo reiteró su desaprobación hacia este partido, pues aseguró, es distinto que haya partidos políticos con inspiraciones católicas a que se presente un partido declarado abiertamente cristiano.


"Que abiertamente dijéramos 'somos los cristianos que venimos a cambiar', no. Que detrás de partidos haya inspiraciones religiosas, positivas y favorables, qué bueno, que haya inspiración católica qué bueno, pero que abiertamente se manifiesten como que 'somos los cristianos, somos los católicos', yo creo que por ahí no va".


Al cuestionársele sobre el motivo de su rechazo ante este nuevo partido que asegura, tiene como meta al igual que la Iglesia, preservar los valores y la unión familiar, el padre Lemus explicó que aquellos que se afilian al PES no precisamente profesarán la fe a Dios.


"Porque corremos el gran riesgo de ser sectarios, puede ser que alguien comulgue con ese partido y sin embargo sea de otra confesión religiosa, así de sencillo, la religión es para unir y tiene su campo propio".


A pesar de que Rogelio Carrillo Guerrero, militante del PES aseguró que "la ideología que está manejando el partido, es gente que tenga temor de Dios. Nosotros nos hemos preparado y nos hemos capacitado con los principios universales que están en la Biblia".


El padre Lemus reiteró que la Iglesia no tiene como visión llegar a la política o resolver los problemas de los políticos, ni mucho menos hacerse cargo de las labores que tienen los gobernantes o servidores públicos en la sociedad.


"La religión no tiene como campo primordial ni abiertamente el solucionar problemas políticos, problemas técnicos o de crecimiento, puede inspirar la religión a partir de principios y de criterios, pero nunca dar soluciones técnicas ni políticas".