Parque Central de Zapopan, un impacto "impredecible"

 Colegio de Arquitectos y Urbanistas del Estado de Jalisco pide mayor información del proyecto
Una de las principales características del proyecto es que la mayor parte será un área verde.
Parque Central Zapopan (Especial)

Guadalajara

El Parque Central de Zapopan no ha presentado hasta ahora toda la fundamentación técnica que requiere un proyecto de tal envergadura, y eso lleva a dudas de la sociedad sobre la pertinencia de la decisión de trasladar de forma centralizada las dependencias del gobierno municipal, por el riesgo de colapso vial y de servicios que puede llevar esa concentración, señaló el Colegio de Arquitectos y Urbanistas del Estado de Jalisco.

En un comunicado enviado a este diario, el organismo que preside Carlos Manuel Orozco Santillán, arquitecto, destaca: "la mal comprendida redensificación urbana con la que se pretende disminuir las consecuencias de la dispersión, no solo presenta aumento en el déficit de servicios urbanos básicos, sino, principalmente amenaza con acentuar el caos vial y la poca movilidad existente en múltiples puntos del área metropolitana de Guadalajara".

Ese "podría ser el caso del proyecto del Parque Central que el presidente municipal de Zapopan, Pablo Lemus, ha impulsado y pretende se apruebe por el cabildo de ese ayuntamiento en las próximas horas. Complejo edificativo que incluiría oficinas administrativas más funcionales y algunos espacios públicos en esta zona anexa a la curva, conocido como predio Tepeyac y cuyo impacto urbanístico en materia de movilidad es impredecible, si consideramos que, a diferencia de Tlajomulco que también desarrolló una Unidad Administrativa eficiente y moderna, en Zapopan no existe tal dispersión de pueblos y falta de conectividad entre fraccionamientos que justifique la centralización de los servicios administrativos de uno de los municipios geográficamente más grandes [de las zonas urbanas] del país".

Por otra parte, "el traslado del cabildo como representación del poder popular del gobierno básico, tendría que ser ampliamente sustentado para justificar la salida de ese órgano de poder colegiado fuera de un centro histórico e iconográfico. Al dejar un edificio que, si bien poco antiguo, sí está a punto de convertirse en centenario en un contexto que podría tener relativo valor estético edificativo, pero un alto valor histórico en la zona de la basílica y la Plaza Juan Pablo II del primer cuadro de la ciudad de Zapopan".

Añade: "nadie cuestiona la necesidad de contar con oficinas más eficientes y modernas de no ser por la poca transparencia y socialización de un proyecto que parece conocer sólo el presidente municipal Lemus y sus más cercanos colaboradores. De hecho, uno de los interesados en socializar más el proyecto, es el regidor Iram Torres, quien ha reconocido que no existe suficiente claridad aun para algunos miembros del cabildo como él".

Por ello, lo primero que desearíamos conocer son los estudios que justifican la creación de casi mil cajones de estacionamiento (990) para una demanda que se podría cubrir con la mitad. Más aún por su cercanía con la línea 3 del tren eléctrico urbano en proceso. También es deseable, desde la perspectiva del Consejo Directivo del CAUDEJ que encabezo, que las autoridades zapopanas expliquen o den a conocer la opinión ciudadana de quienes viven en colonias cercanas y tienen una buena relación con su entorno ambiental como la colonia Seattle, Jardines de la Patria, Jacarandas, Colonia los Maestros y algunas otras".

Así mismo, "dar a conocer las razones por las que se planean magníficas instalaciones por encima de otros rezagos urbanos en medio de un gran parque. Y sobre todo, con una extraña urgencia antes que reordenar y hacer útiles los edificios aledaños al actual Palacio Municipal, en una zona que hoy está convertida en área de bares, restaurantes y tiendas de autoservicio".

SRN