Maestros declaran paro total en Coahuila

Acordaron continuar con marchas y movilizaciones, por lo que están ubicados y estructurados en la entidad, menos en Torreón, donde aseguran que se han visto amenazados por autoridades escolares.
Claudio Alberto Escobedo Hernández, maestro de primaria de Matamoros. (Milenio Radio)

Torreón, Coahuila

Para informar a los profesores de Torreón acerca de las acciones que están tomando respecto al conflicto de la alza de impuestos, alrededor de mil 500 maestros de Matamoros, Viesca, Madero y San Pedro, así como de Torreón, se reunieron esta tarde en las instalaciones de la Subsecretaría de Educación y Cultura del Estado.

Estas oficinas se encuentran ubicadas en el bulevar Diagonal Reforma y desde poco antes de las 14:00 horas, un amplio contingente de profesores bloquearon esta vialidad, desde la avenida Juárez hasta la Ávila Camacho.

Ahí no fueron recibidos y buscaban a Javier Cordero, subsecretario de Educación. Incluso se colocó un palo de escoba roto en la puerta para impedirles el paso.

Claudio Alberto Escobedo Hernández, maestro de primaria de Matamoros informó que ya todos los profesores del estado están ubicados y estructurados, menos los de Torreón, quienes señaló se han visto amenazados y amagados por las autoridades escolares.

Señaló que el pasado martes 28, se reunieron con autoridades del Gobierno del Estado y aunque su meta era estar con el gobernador Rubén Moreira, no se encuentra en el país, por lo que fueron recibidos por el subsecretario de Gobierno, quien habló con una comisión con representantes de cada municipio, menos de Torreón.

Dos peticiones

También se le llamó al secretario de Finanzas y se hicieron dos peticiones: la suspensión de actas administrativas y faltas que les dijeron era viable y, la segunda, el retiro del aumento al ISR.

Se indicó que a los líderes sindicales de las secciones 38, 35 y 5, se les ofreció que se redujera el ISR en 50%, clamando todos por el 100%. Dijeron que esto es producto de las movilizaciones que se han registrado en todo el Estado.

Además, señaló que estas autoridades no se comprometieron a nada, por ser funcionarios menores y que el único que puede hacer algo al respecto es Rubén Moreira.

También buscaron acercarse a los diputados de Coahuila, quienes se fueron sin esperarlos, lo cual refleja cerrazón de parte de las autoridades.

Además, ya eran esperados por un grupo de profesores de la sección 5 del Sindicato y que se acercaron otros contingentes de otros municipios.

Estamos conscientes de que los niños están perdiendo clases pero está en riesgo el bienestar de nuestras familias"

Acordaron continuar con marchas y movilizaciones, y desde las 14:30 de este 29, está declarado el paro en el 100% de las escuelas de Coahuila para este 30 de enero, comités acudirán a las escuelas de Torreón que aún funcionen para llamarlos a unirse.

"Estamos conscientes de que los niños están perdiendo clases. Pero también estamos conscientes de que se está viendo en riesgo el pan y el bienestar de nuestras familias y de nuestros hijos", señaló el profesor.

Para este 30 de enero, también tienen contemplado hacer un acto masivo en apoyo a los maestros de Torreón. Desde las 10 de la mañana se reunirán en la Subsecretaría y marcharán con rumbo a las oficinas ubicadas en el periférico, por el bulevar Independencia.

Buscan impacto mediático y nacional

Harán un plantón en un lugar que tenga alto impacto mediático y a nivel nacional.

También invitaron a unirse a oficiales de la Policía Estatal, quienes estaban presentes, a unirse por ser trabajadores del Estado, quienes se acercaron a manifestarles que a ellos también les han hecho grandes descuentos en su salario, situación que posteriormente confirmaron.

En municipios como Matamoros, San Pedro y Viesca, autoridades del gremio se han sumado al movimiento. En contraste, no se ha recibido respuesta sino desprecio en Torreón, por lo que buscarán pedir la destitución de los que les han "hecho el feo".

Denunciaron también que en el trayecto de regreso de Saltillo, la noche del martes, sufrieron un atentado de parte de tripulantes de un automóvil que arrojó puntas y que ponchó llantas de varios camiones y de un vehículo particular. Incluso, uno de los camiones estuvo a punto de volcarse.