Piden a juez no dejarse presionar en caso de pareja asesinada

Grupo Amores exige justicia en el caso de Rocío Elías Garza y Juan Carlos Peña, asesinados presuntamente por militares el pasado 3 de marzo de 2010, en Anáhuac.
Miembros del Grupo Amores llegaron a la sede del Poder Judicial de la Federación para entrevistarse con el juez Eustacio Esteban Salinas Wolberg.
Miembros del Grupo Amores llegaron a la sede del Poder Judicial de la Federación para entrevistarse con el juez Eustacio Esteban Salinas Wolberg. (Roberto Alanís)

Monterrey

La Agrupación de Mujeres Organizadas por los Ejecutados, Secuestrados y Desaparecidos, solicitaron este lunes al juez primero de Distrito en Materia Penal en el Estado que se haga justicia y que no se deje presionar en el caso de una pareja de Anáhuac asesinada presuntamente por militares.

A las 11:00 de este lunes, miembros del Grupo Amores llegaron a la sede del Poder Judicial de la Federación para entrevistarse con el juez Eustacio Esteban Salinas Wolberg, para dejarle una carta y pedir justicia ya que en esta semana dictaría la sentencia del caso de Rocío Elías Garza y Juan Carlos Peña.

"Venimos hoy aquí al Poder Judicial a hacer una invitación y exhortar al juez que cumpla bien su trabajo, que no se deje presionar de niveles más altos para que dé un juicio de libertad que causó este daño, estas muertes, porque sabemos que muchas veces quieren presionar al juez para que no quede precedente de que la Sedena no ha hecho mal a la sociedad.

"Entonces, por eso venimos aquí una comisión del grupo para hablar con el juez, no estaba él, pero hablamos con el secretario, pero nos dijo que va a pasar nuestro mensaje de que pedimos que se haga justicia y que se proceda conforme a derecho, de que no estamos pidiendo venganza, sino que pedimos justicia", dijo Virginia Buenrostro, coordinadora del Grupo Amores.

El 3 de marzo de 2010, Rocío Elías Garza y Juan Carlos Peña fueron ejecutados en el mencionado municipio por presuntos militares, mientras acudían por sus hijas a la escuela.

Aunque en un principio la Secretaría de la Defensa Nacional los consideró miembros de la delincuencia organizada, en los últimos cinco años se han reunido pruebas en lo que se afirma lo contrario.

La coordinadora del grupo afirmó que continuarán dando apoyo a la familia, cuyos integrantes no estaban presentes en esta petición al juez.

"No podemos dejar que pase esto, no podemos dejar de estar apoyando a la familia, sabemos que están muy dolidos y a veces es difícil para ellos, andar en esto, a parte de las pérdidas que han sufrido.

"Por eso estamos apoyando a la familia de Juan y Rocío y que se le haga justicia, que las apoye el gobierno, porque por culpa de ellos quedaron desprotegidos, y por esto estamos aquí", señaló.

Martha Herrera, otra de las integrantes, pidió a Salinas Wolberg que actué conforme a derecho y revise el expediente del caso, y que no tenga miedo a represalias al dar su fallo.

"Que no tenga miedo a represalias, que no lo presionen, porque vamos a estar checando que todo esté bien, vamos a estar apelando a él, que cheque bien el expediente porque los muchachos eran inocentes completamente.

"Ellos salieron a comer del área de su trabajo, y les tocó estar en esa parte donde no deberían estar y la muchacha levantó las manos pidiendo auxilio a los soldados, y ellos los mataron, les pusieron armas y pólvora en las manos para inculparlos, que cheque bien el juez", afirmó.