Avanzan en reducción de sobrepeso infantil

El secretario de Salud estatal expresó que esta disminución se debe al programa de cultura alimenticia aplicado en las escuelas.
La secretaria de Educación comentó que el programa se ha aplicado en seis mil 400 escuelas.
La secretaria de Educación comentó que el programa se ha aplicado en seis mil 400 escuelas. (Agustín Martínez)

Monterrey

En la sociedad mexicana, la obesidad y el sobrepeso infantil son temas prioritarios en la agenda de salud, y en Nuevo León se han reducido los índices en apenas dos por ciento en los últimos cuatro años.

Lo anterior fue dado a conocer por el secretario de Salud estatal, Jesús Zacarías Villarreal Pérez, quien adjudicó esos avances al programa de cultura alimenticia, implementado en las escuelas en conjunto con la Secretaría de Educación.

La mañana del lunes y tras el receso vacacional de Semana Santa, ambas dependencias entregaron certificados a varios planteles de primaria y jardín de niños, que intervienen en las acciones de Escuelas de Bandera Blanca y Promotoras de Salud.

El evento, encabezado por Villarreal Pérez y la titular de la Secretaría de Educación, Aurora Cavazos Cavazos, se llevó a cabo en la primaria “Alfonso Martínez Domínguez”, de la colonia Valle Verde tercer sector, en Monterrey.

“Es tarea del Magisterio. El reconocimiento a ellos, porque han participado de manera muy comprometida con el programa. La sociedad de padres de familia también, porque bien es cierto: el niño o la niña están solamente cuatro horas y media en la escuela”, dijo Jesús Zacarías Villarreal Pérez.

Cerca de seis mil 400 escuelas de la entidad han recibido la certificación por participar activamente y esforzarse por mejorar la cultura de salud, que implica, entre otras cosas, mejorar los hábitos alimenticios y de higiene.

“Se han generado estos programas de prevención. Apostarle a la prevención en materia de salud es mucho más barato que atender problemas graves de salud”, enfatizó la secretaria de Educación, Aurora Cavazos.

Uno de los objetivos del programa Salud Para Aprender es el de habilitar a la escuela como promotora de salud, en la que los alumnos, maestros y padres de familia, trabajen en conjunto para mejorar la educación y la salud de la comunidad escolar.

Para lograr los objetivos es necesario concientizar a los padres para que participen activamente en beneficio de sus hijos.

“Y han sido pieza clave (los padres de familia). Sin ellos el resultado que se ha logrado en el SPA, que es un resultado con indicadores muy precisos, no hubiera sido posible. El compromiso tiene que empezar en casa”, señaló Cavazos Cavazos.