José María Pastor, triunfador en novillada en Tampico

El toreo se llevó la tarde al cortar la única oreja en el coso de la Asociación de Charros de La Herradura.
José María Pastor, Torero.
José María Pastor, Torero. (Sergio Sánchez)

Tampico

Arte, pasión y entrega se conjugaron en el festejo taurino que tuvo como escenario el lienzo de la Asociación de Charraros de La Herradura, lugar en el que se presentaron novilleros triunfadores de certámenes de todo México y Tampico lidiando seis astados de la ganadería Real de Canoas, propiedad de don Juan Carlos Sánchez.

La fiesta estaba preparada en una tarde conmemorativa en el coso de la colonia El Charro que registró una buena entrada, con un respetable que fue testigo del triunfo de José María Pastor al cortar la única oreja de la tarde.

Paulo Campero abrió plaza con "Entusiasta", un toro manso de poca embestida; Campero buscó acomodarse por los dos lados del burel pero le fue difícil; pinchó en par de ocasiones y escuchó un aviso y se retiró en silencio.

El capitalino Javier Castro, salió con la mejor intención de dar la mejor en su faena pero no se acopló a "Milenario", un toro negro meato paliabierto que también fue manso; Castro pinchó en su primer intento y mató de media estocada.

Con "Visionario", toro de cuerno brocho, José María Pastor recibió con una larga cambiada, lució con el capote y se adecuó bien a las condiciones del toro; banderilló en tres ocasiones en buen sitio; con la muleta tuvo una lucida faena con pases naturales y verónicas, mató de una estocada y se ganó el reconocimiento del respetable que pidió una oreja bien ganada y que al final le hizo ser el triunfador de la tarde.

José María Hermosillo, tuvo una tarde complicada, fue embestido por "Emprendedor", sin consecuencias y continuó con la lidia pero no le alcanzó para cortar apéndice a pesar de que el respetable lo pidió sin embargo el juez de plaza no concedió.

Tocó turno para el nacido en Torreón, Jesús Sotomayor, con el quinto de la tarde "Festejado", que de inicio dio una tanda de naturales y a pesar de buscar el lado bueno del toro no se tuvo la confianza para mejorar su actuación; en su primer intento dio estocada trasera un tanto pasada y recibió palmas.

Con "Innovador", el mejor toro del festejo, Luis Manuel Castellanos se mostró torero, tras la puya realizó una lucida faena con derechazos y tanda de verónicas pero falló con la espada pinchando en cuatro ocasiones, retirándose con palmas.

Al final del festejo de aniversario, el triunfador, José María Pastor, dijo que los novillos no fueron lo que todos sus compañeros esperaban "esperábamos más de la novillada, estuvo muy bonita, gracias a Dios me pude acomodar por momentos con el novillo y disfrutar del segundo tercio y al final meter una espada efectiva fue lo que me hizo cortar la oreja".

Agregó que fue una tarde motivante y que le hizo exigirse a él mismo. "Siempre es bonito venir a Tampico que es algo distinto y gracias a Dios el hecho de cortar una oreja y salir triunfador me tiene contento".