Niños triquis: humildad, disciplina y deporte

Descalzos han logrado ganar una serie de partidos de basquetbol en diversos países.

Monterrey

Leer un libro por semana, ayudar en las labores del hogar y mantener un buen promedio escolar, son las condiciones para entrenar el deporte favorito de los niños triquis, originarios de Oaxaca, y quienes están de visita en Monterrey.

Jugar basquetbol descalzos los ha distinguido en diversos países, especialmente Argentina, donde el año pasado ganaron los seis partidos del IV Festival Mundial de Mini-Baloncesto.

Con disciplina y esfuerzo, los menores de entre 8 y 11 años de edad, se han convertido en los "campeones descalzos de la montaña", como los conocen en su pueblo natal.

"Tenemos que ayudar a nuestra mamá, estar con ella, apoyarla y en la escuela tener un promedio de 8.5 y entrenar duro, leer un libro a la semana, y si no entregamos ese reporte no podemos entrenar.

"Sacamos todo nuestro potencial ante todos, y gracias a eso, gracias a la garra, a jugar duro, hemos salido adelante", señaló Dylan Ramírez, uno de los niños basquetbolistas.

Asimismo, aconseja prepararse en lo que se desea.

"Que se esfuercen que nunca dejen de esforzarse porque siempre hay uno que está trabajando y cuando tu descansas alguien está trabajando duro para ganar" agregó el pequeño de ocho años.

Este viernes los niños triquis participarán en un torneo en el Instituto Motolinia, ubicado en Monterrey, como sólo ellos saben: descalzos.

Viajaron en un camión prestado por el DIF de Oaxaca por más de 20 horas, y al llegar fueron divididos para quedarse en las casas de los estudiantes del plantel educativo.

Los niños estarán en la ciudad hasta el domingo, ya que participarán en el torneo YBOA, donde competirán 160 equipos de todo el país.

Ayer, en las instalaciones de dicho instituto y con una temperatura de 40 grados, los triquis no dejaron de practicar su deporte favorito, sin zapatos y guiados por su entrenador Sergio Ramírez Zúñiga, quien les enseña la disciplina y humildad.

La academia de basquetbol fue creada en 2002, por el dirigente del Movimiento Unificador de Lucha Triqui (MULT), Heriberto Pazos, quien fue asesinado en octubre de 2010, a fin de dar esperanza al pueblo con la formación del equipo.