REPORTAJE | POR FRANCISCO SOTO

“Una mujer es más estricta en seguridad”

Eli carrera- Ingeniera Química, egresada de la UV

Es de admirarse cómo ha cambiado para bien la mentalidad de la industria petrolera, afirma la especialista.

Tiene bajo su responsabilidad a más de 100 varones.
Tiene bajo su responsabilidad a más de 100 varones. (José Luis Tapia)

Cd. del Carmen

Eli Carrera es madre de un niño de siete años, tiene un matrimonio de ocho y es trabajadora de Petróleos Mexicanos desde 2012. Hoy es la única mujer en turno sobre la plataforma PB-Litoral-A y labora en el área de seguridad. 

Aunque suele estar 14 días con su familia, su mayor tristeza es tener que despedirse de su hijo y regresar a la plataforma donde tiene bajo su responsabilidad a más de 100 hombres de diferentes edades.Ella es ingeniera química egresada de la Universidad de Veracruz, y desde que inició a trabajar en Pemex dentro de la coordinación de mantenimiento y logística, siempre ha trabajado con varones tanto en oficina como en campo.

“Es de admirarse cómo ha cambiado la mentalidad dentro de la industria petrolera; poco a poco los roles han sido más aceptados y modificados para que una mujer realice y sea igual de productiva que un hombre”.

Para Eli, es una enorme satisfacción haber logrado lo que durante muchos años solo hicieron los hombres. Aunque pueden existir más mujeres en la paraestatal, ella es la única en la plataforma.

Vive tranquila y feliz, con el permanente apoyo de su esposo. 

“La figura materna es la que más sufre. Una cosa es el papá pero la mamá siempre va a sufrir más al tener que dejar a sus hijos. Por ejemplo, tengo un compañero que tiene una hija de nueve meses y lo veía en foto. Apenas dijo ‘papá’, pero él no estaba”.

Convive con sus compañeros de manera cordial, pero solo dentro de los horarios de trabajo.

Ella va a su casa a atender a su familia.

Expresa que sus familiares la admiran. 

Considera que su trabajo es pesado pues implica mucha tensión por todo lo que llevan a bordo en la plataforma y el que ella es la encargada de seguridad.

Sin embargo, no le tiene miedo al peligro, porque está capacitada y maneja las medidas de seguridad con mucho cuidado. 

Orgullosa de ser petrolera, expresa que su intención es seguirse superando, porque nunca se sabe qué pueda pasar en el futuro y porque quienes ser un ejemplo de superación continua para su hijo.

Ahora espera aprovechar cualquier oportunidad para ascender dentro de la empresa.

“Es muy gratificante conocer y enseñar pero sobre todo respetar la medidas de seguridad. Creo que una mujer es más estricta en estos casos que un hombre, aunque un hombre tiene más fortaleza para hacerse presente en un caso de urgencia. Eso es lo que debe cambiar”.

Un elemento en contra es el mal tiempo, pues si este empeora los trabajadores no pueden bajar y tienen que continuar en alta mar, una tarea que le agrega presión al trabajo de Eli.