Arzobispo oficia misa en penal de Apodaca

La tradicional misa del Domingo de Pascua fue llevada a los internos del reclusorio por parte de Monseñor Rogelio Cabrera López.
Acudieron alrededor de 400 personas, entre internos y sus familiares.
Acudieron alrededor de 400 personas, entre internos y sus familiares. (Especial)

Apodaca

El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, ofició la tradicional misa del Domingo de Pascua en el auditorio del penal de Apodaca, ante la presencia de más de 400 personas, entre internos y familiares de éstos.

“Me da mucho gusto que este domingo, el domingo más importante para la Iglesia, Domingo de Resurrección, el poder estar aquí con ustedes para celebrar la santa misa. Gracias por su presencia y también quiero agradecer a las autoridades que nos han facilitado el poder estar con ustedes”, expresó el sacerdote al iniciar este evento.

En el marco de canciones entonadas por el coro del penal y con la participación de internos en la homilía, Cabrera López exhortó a vencer todo obstáculo y recordó las palabras de San Pablo cuando estaba en una celda y pudo comprobar que “La Palabra de Dios no está en la cárcel”.

Al final de la ceremonia, el arzobispo recibió de los internos y de las autoridades del penal una serie de presentes, en donde destacó una cruz de madera fabricada por varios reos.