Alarma afectación de violencia familiar en menores

CADHAC concluyó que la violencia ha incrementado de manera alarmante en Nuevo León durante los últimos tres años, afectando el desarrollo emocional, físico y psicológico de las niñas y niños.
El 62% de las mujeres mayores de 15 años han padecido algún incidente de violencia.
De acuerdo con un estudio realizado por la UNICEF, los niños y niñas que sufren abuso infantil son más propensos a cometer crímenes. (Especial)

Monterrey

Los niños y niñas de Nuevo León son las víctimas invisibles de la violencia social y familiar, estableció esta mañana la agrupación Ciudadanos en Apoyo a los Derechos Humanos, AC.

En el marco del Día del Niño, Cadhac concluyó que la violencia doméstica en Nuevo León, que se ha incrementado alarmantemente en los tres últimos años, golpea el desarrollo emocional, físico y psicológico de los menores que viven bajo este contexto.

Liz Sánchez Reyna y Maricela Escamilla Garza, del área educacional y psicológica de Cadhac, informaron que de acuerdo con cifras de la Procuraduría de Justicia de Nuevo León, el número de denuncias por violencia familiar en lo que va de 2014 es de 2 mil 892.

"Lo que suma 33 mil 376 denuncias en los últimos tres años. Lo anterior sin contar aquellos casos que no son denunciados ante el Ministerio Público.

"La violencia familiar, por tanto, va en grave ascenso siendo las niñas y niños gravemente afectados y muchas de las veces, 'invisibilizados'", afirmó Sánchez Reyna.

De acuerdo con un estudio realizado por la UNICEF, los niños y niñas que sufren abuso infantil o negligencia por parte de sus cuidadores se encuentran más propensos a cometer crímenes, mientras que los hijos varones de padres violentos son más propensos a abusar de las esposas y novias cuando son adultos.

"Existe una estrecha relación entre la violencia contra la mujer y la violencia contra la infancia en el hogar. Se calcula que entre 133 y 275 millones de niños de todo el mundo son testigos de la violencia doméstica cada año.

"Presenciar habitualmente escenas de violencia en el hogar, puede afectar seriamente su bienestar, su desarrollo personal y su interacción social en la infancia y en la edad adulta", señaló.

Las especialistas de Cadhac indicaron que a las repercusiones de la violencia al interior de la familia se suma y vincula el impacto de la violencia social.

La Red por los Derechos de la Infancia en México, agregaron, ha señalado que de diciembre de 2006 a octubre de 2013 ocurrieron mil 837 muertes de niños y niñas por asesinatos presuntamente relacionados con la delincuencia organizada.

Indicaron que en Cadhac, sin embargo, se tiene un registro de 24 menores de edad desaparecidos, cuyas edades al momento del hecho, eran de entre los 3 y 13 años de edad.

"Brindamos acompañamiento social o psicológico a alrededor de 50 menores de edad, familiares de personas de quienes se desconoce su paradero", dijo.

PIDEN INTERVENCION DE AUTORIDADES

Escamilla Garza indicó que si bien existen instituciones nacionales y estatales abocadas a la protección de los derechos de la niñez y se cuenta con leyes internacionales nacionales y locales al respecto, lo cierto es que sigue siendo un sector en una grave situación de vulnerabilidad.

"Tanto en la violencia familiar, como en la violencia social, los niños y niñas resultan invisibles, la sociedad y el gobierno desestiman la afectación, lo cual se muestra en la falta de garantía y protección de sus derechos.

"Cadhac denuncia la violencia hacia niñas y niños de Nuevo León, tanto la ocurrida en el ámbito social, como en el familiar se insta al gobierno cumplir con las obligaciones correspondientes para garantizar el interés superior de la niñez, el respeto inmediato a sus derechos", apuntó la especialista en el área psicológica de la asociación civil.