Tamaulipas falla en leyes pro mujeres

No se ha legislado para asegurar una planeación presupuestal con perspectiva de género, tampoco se garantizan refugios con apoyo integral para víctimas de violencia.
Volencia a la mujer.
Volencia a la mujer. (Especial)

Tamaulipas

Tamaulipas falla en leyes que velan por el respeto a los derechos humanos de las mujeres, ya que sus disposiciones están incompletas, según un análisis del Centro de Estudios para el Adelanto de las Mujeres y la Equidad de Género (CEAMEG) de la Cámara de Diputados.

El organismo elaboró un primer reporte sobre el seguimiento a la armonización legislativa en las entidades, de las leyes en materia de igualdad, violencia y discriminación contra las mujeres, observando algunas deficiencias, pese a ser mandatos constitucionales.

El estudio toma como base la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y la Ley General para la Igualdad entre Mujeres y Hombres, revisándose su cumplimiento en la legislación estatal.

LEY PARA LA IGUALDAD

Como parte del grave problema de desigualdad que existe en México, fue presentada, aprobada y publicada en el Diario Oficial de la Federación el 2 de agosto del 2006 la Ley General para la Igualdad entre Mujeres y Hombres.

Su objeto es normar y garantizar la igualdad en los ámbitos público y privado, planteando mecanismos para su cumplimiento.

Dispuso la creación de una política nacional para lograr la igualdad en lo económico, político, social y cultural.

Esta política sería encauzada por el Sistema Nacional para la Igualdad entre Mujeres y Hombres, conformado por las dependencias y entidades de la administración pública federal y por las autoridades de los estados.

En ese contexto, se dispuso asegurar que la planeación presupuestal incorpore la perspectiva de género, apoye la transversalidad y prevea el cumplimiento de los programas, proyectos y acciones.

Asimismo, fomentar la participación y representación política equilibradas; promover la igualdad de acceso y el pleno disfrute de los derechos sociales, así como la igualdad en la vida civil, y promover la eliminación de estereotipos establecidos en función del sexo.

El artículo 14 del citado ordenamiento, señala que "los Congresos de los Estados, deben expedir las disposiciones necesarias para promover los objetivos que sobre la igualdad de género prevén la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y esta ley".

Tamaulipas tiene una Ley para la Igualdad de Género, que fue publicada en el Periódico Oficial del Estado el 8 de marzo de 2005 y cambiada de nombre en septiembre de 2013, pues antes era denominada Ley para la Equidad de Género.

Su última reforma fue en febrero de 2014, cuando el párrafo 1 del artículo 3 se redactó para quedar como sigue: Se prohíbe en el estado toda discriminación contra la mujer, motivada por su género u origen étnico, nacional o regional, edad, estado civil, idioma, cultura, embarazo, condición social o económica, condiciones de salud, discapacidades, estado civil, trabajo desempeñado, costumbres, ideologías o creencias, religión, opiniones, preferencias sexuales o cualquier otra que atente contra su dignidad humana y anule o menoscabe sus derechos y libertades.

Pero al revisarse este año la armonización legislativa, se detectó que Tamaulipas es uno de los seis estados que no estipulan que en la planeación presupuestal se incorpore la perspectiva de género. Otras entidades omisas son: Aguascalientes, Durango, Jalisco, Nayarit y Oaxaca. Con ello se incumple el artículo 17, fracción II, de la ley general.

Por otro lado, a diferencia de 29 estados, Tamaulipas tampoco establece que deberá hacerse una revisión periódica del Programa para la Igualdad de Mujeres y Hombres.

En el estado solo se indica que este programa se emitirá dentro de los 180 días naturales siguientes a la aprobación del Plan Estatal de Desarrollo, pero debe estipular su revisión cada tres años. La otra entidad omisa fue Oaxaca.

Este programa debe tomar en cuenta las particularidades de la desigualdad en cada región, considerar los programas de la ley de planeación y tener una visión de mediano y largo alcance, desglosando objetivos, estrategias y líneas de acción prioritarias. La revisión corresponderá al Instituto de la Mujer.

Los informes anuales del ejecutivo deberán contener el estado que guarda la ejecución del programa.

Esta disposición fue aterrizada en las leyes de la mayoría de los estados, pero no en Tamaulipas, Aguascalientes, Baja California Sur, Campeche, Guanajuato, Hidalgo, Oaxaca, Puebla, Sonora y Tlaxcala.

Finalmente, sólo 15 entidades establecen que el organismo encargado de la observancia (Comisión de Derechos Humanos) está facultado para recibir quejas, formular recomendaciones y presentar informes especiales. Tamaulipas se encuentra entre los omisos.