Iglesia, empresarios y gobierno se pronuncian vs la legalización de mariguana

Son mayores los perjuicios que beneficios y debe investigarse más uso médico, exponen
El cardenal de Guadalajara, Francisco Robles Ortega dijo que los daños sociales que causa su comercio ilegal de mariguana no se pueden revertir con más mal
El cardenal de Guadalajara, Francisco Robles Ortega dijo que los daños sociales que causa su comercio ilegal de mariguana no se pueden revertir con más mal (Maricarmen Rello)

Guadalajara

La Iglesia Católica, empresarios jaliscienses y el gobierno del estado, se pronunciaron hoy en contra de la legalización de la mariguana, una droga que consumen cerca de 4.7 millones de personas en México, según datos de la Encuesta Nacional de Adicciones 2011 (ENA) y que ha generado dependencia en la mayoría de adictos a drogas ilegales en nuestro país: cerca de medio millón.

Representantes de estos sectores coincidieron en que son mayores los perjuicios que los beneficios probados de la mariguana y destacaron que debe investigarse más su uso médico.

En el panel "Evidencias científicas y sociales en contra de la legalización de la mariguana", convocado por la Fundación del Sector de la Construcción Jalisco (Fuscojal), la directora nacional de Centros de Integración Juvenil (CIJ), Carmen Fernández Cázares, sostuvo que está probado que aumentó el consumo de mariguana entre jóvenes y adolescentes en los países con mayor accesibilidad porque se despenalizó.

"En Holanda -con la despenalización a partir de los años 70- se expuso a los más jóvenes a esta droga y hoy es el país con la tasa de edad de inicio de consumo más baja, menor a 13 años", dijo.

También se demostró que conforme se restringió su uso, en años recientes se cerraron coffee shops y se prohibió la venta a turistas, bajó el consumo, citó.

"La adicción al consumo de cannabis no es menor... 9%. Aumenta a 17%, uno de cada 6, cuando se inicia en la adolescencia... y de 25 a 50% si se consume diariamente", dijo.

Sobre su uso médico, Fernández Cázares aseguró que "fumada no es medicamento, no se puede controlar la dosis, no sabemos que tipo de mariguana es", y hay en el mercado farmacéutico mejores opciones.

"Lo que encontramos tras analizar más de 400 artículos médicos es que no hay validez para que la FDA la apruebe", añadió, y aplaudió que este organismo haya comenzado una investigación a fondo al respecto.

Vio para México una oportunidad de "ver qué sucede" en EU y Uruguay y aprender de su experiencia. "No tenemos prisa", acotó.

Por su parte, el cardenal de Guadalajara, Francisco Robles Ortega señaló que la Iglesia, respecto a la legalización de mariguana, tiene una postura clara.

"Se puede decir que la Iglesia mantiene una postura, se puede decir prohibicionista de la droga, ¿por qué? Porque lo considera un mal y al mal no se le pueden hacer concesiones".

Admitió que quienes promueven su legalización tienen buenas intenciones "en la búsqueda de extirpar este mal de la sociedad", pero los daños sociales que causa su comercio ilegal no se pueden revertir con más mal. "No se puede combatir el mal con el mal", apuntó.

Un tercer elemento que pidió considerar es la situación de contexto social: "un callejón sin salida al que entra un ser humano... Es alarmante que el 60% de los consumidores sea menor de 18 años y... habría que saber las verdaderas causas que conducen a que ese joven se meta a ese callejón".

"El que se droga entra a una dinámica de ruptura con su relación (de pareja, familia, trabajo, etc)", dijo, y propuso trabajar proponiendo una mayor justicia.

Por el Consejo Estatal Contra las Adicciones en Jalisco (CECAJ), participó el coordinador del Observatorio de Vigilancia Epidemiológica, Luis Javier Robles Arellano, quien habló por el sector salud.

"Con esto lo que queremos poner de patente es la postura del Estado, estamos a favor de la no legalización, a favor de que se estudie mucho lo que son los canabinoides y los efectos que pudieran tenerse como medicamento... Pero por el momento no estamos preparados como país con la infraestructura que tenemos para afrontar un problema (de consumo) mayor".

Finalmente Norma Alicia Aguilar, de Fuscojal (organismo formado en 2011) destacó que se suscribirán las conclusiones de este panel para hacerlas llegar a los legisladores y se tomen en cuenta al abordar las iniciativas de ley.

Presentes estuvieron el diputado Elías Iñiguez, presidente de la comisión de Higiene y Salud del Congreso local y un representante del senador Isaías Cortés.