Realizan primer juicio oral en homicidio doloso

El imputado Rafael Martínez Martínez estrenó el mecanismo del Nuevo Sistema de Justicia Penal.

Monterrey

A unas horas de haber entrado en vigor la totalidad del Nuevo Sistema de Justicia Penal en Nuevo León, este viernes se llevó a cabo la primera audiencia de control donde se abordó el tema de un homicidio doloso.

Fue Rafael Martínez Martínez, el primer imputado por homicidio calificado, a quien se le evalúa su situación jurídica por el asesinato de Abraham Ricardo Gaytán, de 22 años; y por lesionar a Édgar Iván Ramírez, de 19.

Si bien a Martínez Martínez se le ejecutó una orden de aprehensión a poco más de 20 horas de un homicidio en la colonia Los Viñedos, en Santa Catarina, efectuado la madrugada del 2 de abril; el 3 de abril se le confirmó una medida cautelar de prisión preventiva mientras se brinda una sentencia definitiva.

La audiencia dio inicio a las 14:00 del viernes, y Rafael Martínez fue presentado ante la juez de Control, Magda Lissett Castillo Betancourt. Ahí se declaró procedente la imputación de homicidio doloso y lesiones.

Aunque el abogado del imputado trató de objetar, la juez de Control le manifestó que no era momento para emitir su postura. El desconocimiento del tema dejó en evidencia el arranque del nuevo sistema procesal penal para la defensa del acusado.

Con una camiseta en color fluorescente, a un lado de su abogado, teniendo detrás un policía de Fuerza Civil, al acusado se le brinda la opción de declarar o reservar su postura.

“Le informo que en este momento usted puede contestar a ese cargo si usted así lo desea mediante su declaración, le hago saber que si usted desea declarar, todo lo que diga podrá ser usado en su contra, o bien, puede abstenerse de hacerlo”, mencionó Castillo Betancourt, a quien se le asignó el caso.

Tras decir esto, la juez de Control dio al imputado la opción de consultarlo con sus abogados.

A los segundos, Martínez Martínez, con aparente incertidumbre y nerviosismo, pasó al estrado. En el sitio, entrelazando los dedos de sus manos, comenzó a contar su versión de los hechos.

En la declaración que sólo quedará grabada, quedó asentada una declaración en la que dos jóvenes suben a su camioneta para agredirlo y quitarle las llaves de una camioneta Ford Explorer.

Indicó que ante los hechos, decidió tomar una navaja multiusos de unas 3 pulgadas que traía en su cintura para accionarla a su aparente favor.

“La persona que me abordó primero, la del brazo quebrado, estaba tratando de apoderarse de las llaves de la camioneta, en eso con mi mano derecha alcanzo una navaja que traía en mi cintura, la navaja nunca estuvo en la camioneta, esa navaja la tenía en mi cintura porque es una navaja de trabajo, es falso que la navaja estaba en la camioneta.

“Saco la navaja y como los tenía sobre mí a las dos personas, yo nada más accioné la navaja, sin contar en cuántas ocasiones fue en las que yo los agredí”, fue parte de las declaraciones del imputado.

Luego de brindar la declaración, la Fiscalía, como sucede en películas estadunidenses, tomó el control para cuestionar al imputado.

“Ese día 2 de abril del presente año, ¿usted conseguía una camioneta Ford Explorer?, ¿usted forcejeó con dos personas?, ¿usted dice que una de las personas traía un brazo enyesado?, ¿en dónde se encontraba cuando usted forcejeó?, ¿dice que con una navaja lesionó a estas personas?, ¿es una navaja multiusos?,  ¿usted la traía?, ¿me la puede describir?, ¿usted andaba trabajando a esa hora?”, fueron parte de los cuestionamientos que el imputado respondió.

La audiencia tuvo una duración de aproximadamente 40 minutos y ante la medida cautelar de prisión preventiva en el penal del Topo Chico, será hasta el domingo 5 de abril a las 14:00 cuando en la Sala 3 del Palacio de Justicia se presenten pruebas vinculadoras y se defina según las pruebas el siguiente paso.

Cabe destacar que desde hace varios años el Nuevo Sistema de Justicia Penal se ha ido implementando mediante la incorporación periódica de delitos a este sistema. Finalmente, el 1 de abril de 2015 se incluyeron los delitos de homicidio doloso y secuestro para concluir el plan.