Presas en Pánuco, antes de trasvase

Marco Julio Ulloa, especialista del Cicata, expresó que los estudios de impacto ambiental del proyecto son una incógnita, afirmó que al sacar el agua del río el mar causará daños.
Insisten en no llevarse el agua del río Pánuco hacia Nuevo León.
Insisten en no llevarse el agua del río Pánuco hacia Nuevo León. (José Luis Tapia)

Tampico

El investigador del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Marco Julio Ulloa, pidió considerar el traslado de agua del río Pánuco a Monterrey, tomando en cuenta que la ciudad veracruzana padece desabasto.

Señaló que la federación debería invertir en presas para garantizarle el agua a Pánuco, antes de pensar de llevársela a otra ciudad.“Diría que no se extrajera agua del Pánuco, es lo más saludable, es una necesidad de la ciudad de Monterrey porque va a crecer y necesitan agua, pero si quieren mejor tómenla de otro lado porqué del lado de Tamaulipas”, externó.

El oceanólogo del Centro de Investigaciones Científicas y Tecnológicas (Cicata), dijo que los estudios de impacto ambiental del proyecto son una incógnita, por lo que no es posible precisar las afectaciones que causará el trasvase a la zona sur de Tamaulipas y norte de Veracruz.

“Habría que ver cuáles fueron los estudios de impacto ambiental que se realizaron y si realmente los están contemplando o no (afectaciones), es una incógnita porque muchas veces estos estudios no son públicos y a veces hay cuestionamientos por la información que utilizaron”, puntualizó.

Explicó que al llevarse agua del Pánuco su nivel quedará por debajo del  mar lo que causará el ingreso de una mayor cantidad de agua salada al río, esto traerá consecuencias directas para las lagunas que no resistirán algunas especies de peces.

“Es todo un tema, si uno piensa que esa agua va a ser extraída del Pánuco vas a disminuir el caudal y vas a tener menor nivel con respecto al mar, lo que puede ocurrir es que la intrusión de agua salina hacia el río va a aumentar”, comentó.

Ulloa Torres señaló que actualmente hay estudios que apuntan que la cuña salina (entrada de agua marina en un río) puede hallarse 20 kilómetros río adentro, “a lo mejor con esta extracción se va a incrementar esa distancia”.

Dicho estudio de salinidad que estuvo a cargo del ingeniero Gabriel Arcos de la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), al respecto Ulloa observó necesario hacer al menos un muestreo por mes para determinar el nivel que alcanza la cuña salina durante todo el año.

Indicó que el proyecto también impactará al río Tamesí porque incrementarán las descargas del Pánuco hacia este afluente.

Sobre las especies marinas, detalló que los peces viven en ciertos límites de temperatura y salinidad, algunos resisten en cuerpos de agua sumamente salados y otros no.

“Creo que una de las cosas importantes es que se están reparando los diques del Tamesí y del Camalote, eso automáticamente va a incrementar el nivel de agua dulce, de esa manera se evita que el agua salada de las otras lagunas del lado veracruzano penetren”, refirió.