Firman convenio de saneamiento de río Pesquería

Los trabajos de limpieza comenzaron luego de que funcionarios federales, estatales y municipales firmaran el documento, donde se acordó levantar 400 toneladas de basura diariamente.
Funcionarios acordaron la limpieza en 80 kilómetros del afluente.
Funcionarios acordaron la limpieza en 80 kilómetros del afluente. (Foto: Carlos Rangel)

Monterrey

Se arremangaron sus camisas, se olvidaron de sus corbatas y salieron de sus oficinas con clima para que, entre olores fétidos, excremento y agua pestilente, autoridades federales, estatales y municipales –junto con dos mil 250 voluntarios- tomaran una bolsa, guantes y picos para iniciar la limpieza y saneamiento integral del río Pesquería.

Como parte del solemne convenio firmado por la mañana de este domingo entre las autoridades de los tres niveles de gobierno, lo pomposo se apartó para dar lugar a una escena atípica: ver empolvados, enlodados o con heces fecales en los zapatos a los secretarios Fernando Gutiérrez Moreno y Federico Vargas Rodríguez, de Desarrollo Sustentable y Social, respectivamente, pese a que se cuidaban de no pisar las evacuaciones equinas.

La hediondez y el tufo de las aguas negras se confundían con las lociones, fragancias y colonias que utilizaban el trío edilicio de Raymundo Flores, César Cavazos y José Gloria, de Apodaca, Escobedo y Pesquería, respectivamente, y de todos los demás que parece que no
iban preparados para el saneamiento.

Quienes fueron un poco más "finos", ya que optaron por no recoger directamente con sus manos la basura, sino con guantes azules, eran los delegados de la Semarnat en la entidad, Guillermo Cueva Sada, y de la Comisión Nacional del Agua, Óscar Gutiérrez Santana, al igual
que los utilizados por Brenda Sánchez, de Desarrollo Urbano de Monterrey.

Un jefe de prensa de los municipios dijo haber visto a Margarita Arellanes, alcaldesa de Monterrey, al otro lado del río, a un par de kilómetros del lugar, pero que se devolvió a donde estaba el evento oficial con todos los demás funcionarios.

Desde las 08:00, objetos, cuerpos, formas y bazofia de toda índole fueron extraídos de los 15 kilómetros más complicados para la limpieza (El Palmar, San Martín y el Libramiento), de los 80 que conforman el afluente del río.

Llantas de tráiler y automóvil, zapatos, escombro, papeles, bolsas de plástico, latas de cerveza y refresco; vestigios de cartón, lámina y vasos desechables, además de pañales, colchones, deposiciones, y bolsas de basura llenaban poco a poco los 14 camiones de volteo cortesía de la Cámara de la Industria de la Construcción.

Jóvenes, voluntarios y espontáneos, vecinos, y los que quizás nunca habían pisado el río Pesquería, estaban ahí, en una sola misión de limpiar los márgenes y el lecho.

"Conagua pasa atribuciones al Estado y al municipio para que buscando justamente que este proyecto tenga inspección y vigilancia por parte municipal, de hecho el municipio de Escobedo ya arrancó la Policía Montada para patrullar el río Pesquería.

"Se ceden atribuciones que tiene el Gobierno de la República para y aprovechamiento, la idea es sanear y hacer un parque lineal. Es gasto corriente con el Gobierno del Estado, municipios y Cámara de la Industria y la Construcción, maquinaria prestada y participación
voluntaria", explica Gutiérrez Moreno sobre el convenio firmado para el Saneamiento Integral del río.

Diariamente se contemplan recoger unas 400 toneladas diarias en el río, aunque sólo este día se tenían previstas mil 300 toneladas. Las labores concluirán en diciembre próximo, donde se busca beneficiar a 180 mil personas de 80 mil viviendas.

"Somos más de 2 mil personas que están participando y la idea es continuar, este día arranca, y es un programa de saneamiento, remoción de escombros, para (acabar) el mes de diciembre", señaló.

Tras concluir las labores de saneamiento y limpieza, los municipios y el Estado contemplan cristalizar un proyecto para levantar un parque lineal para los habitantes de las zonas donde pasa el afluente.