Huelga de ex empleado confirma crisis de Monterrey, dice regidor

Eugenio Montiel lamenta que el municipio no quiera reconocer derechos de trabajadores, quienes tienen que protestar para que les paguen su liquidación.

Monterrey

La huelga de hambre realizada este martes por la falta de pago de su finiquito, que apenas duró unas tres horas, confirma que en Monterrey hay crisis financiera, señaló el regidor priista Eugenio Montiel. 

El regidor priista reveló que las partidas de liquidaciones a ex empleados municipales han sido bajas, lo cual obedece a una falta de recursos en la administración municipal. 

“Es una situación que se está llevando muy despacio, hemos platicado con algunos funcionarios y nos dicen que las partidas que se están asignando a las liquidaciones son muy bajas, y esto obedece a la crisis financiera por la que está atravesando el municipio y que le cuesta mucho trabajo a la administración reconocer, pero que nosotros estamos ciertos que así está sucediendo”, declaró el priista. 

Aunque celebró que se haya entregado el cheque al ex trabajador del municipio, Eugenio Montiel manifestó que es lamentable que los ex trabajadores tengan que llegar a protestar para que les llegue su liquidación.

“Qué lamentable que se tenga que llegar a esa situación cuando por ley, por justa retribución, un trabajador tiene derecho a este tipo de cosas”, manifestó. 
Ante las declaraciones de la alcaldesa de Monterrey, Margarita Arellanes Cervantes, quien anunció que se han recortado a más de 800 empleados en lo que va de 2015 por un ajuste en el gasto, Montiel indicó que pedirá el detalle a la administración municipal. 

“El universo que hablaba la señora alcaldesa es que ya llevaban un recorte de 800 empleados, yo tengo mis dudas, ya les pedí que nos los pusieran nombre por nombre, pero no quisiera alterar el sistema de transición”, manifestó. 

En tanto, el regidor priista adelantó que este jueves en la sesión de Cabildo de Monterrey se aprobará el Segundo Informe Trimestral en materia de finanzas. 

Montiel cuestionó que la deuda a proveedores se mantenga en 250 millones de pesos, toda vez que es la misma cantidad que el Primer Informe Trimestral de 2015. 

“Deuda de proveedores, 250 millones de pesos, cantidad similar del primer informe, que eso significa que hay falta de liquidez”, expuso.