Gobierno de Coahuila rescata edificios históricos

En el municipio de Abasolo, el Templo de San Vicente Ferrer de 220 años de antigüedad, recibió una inversión de 1.3 millones de pesos, para ser restaurado en su totalidad.
El Gobierno de Coahuila restauró el Templo de San Vicente Ferrer en Abasolo.
El Gobierno de Coahuila restauró el Templo de San Vicente Ferrer en Abasolo. (Milenio Digital)

Abasolo, Coahuila

El Templo de San Vicente Ferrer, un edificio que fue construido alrededor del año 1773 y que se ubica en el municipio de Abasolo, fue restaurado en su totalidad por el Gobierno de Coahuila con una inversión de 1.3 millones de pesos.

Esta obra se realizó dentro del programa de restauración de edificios históricos emblemáticos de todo el Estado y este día fue visitado por el Gobernador, Rubén Moreira Valdez, quien constató las acciones que se llevaron a cabo para mantener en buen estado y rescatar esta construcción de alrededor de 220 años de antigüedad.

La comunidad religiosa y la congregación de Franciscanos, manifestaron su satisfacción por el remozamiento de esta bella parroquia.

El Mandatario fue informado de los trabajos que se realizaron en este histórico edificio, registrado y catalogado por el INAH para su rehabilitación y mantenimiento, y que gracias a ello ahora luce de una mejor manera.

Algunos de los trabajos que se realizaron fueron la reparación de techos, instalación eléctrica y se repararon aplanados, además se pintó la iglesia en su totalidad, informó Mario Morales Ayala, responsable de esta obra de restauración.

Vecinos de esta localidad agradecieron al Gobernador no solo por el apoyo para poder rehabilitar esta iglesia, sino por las acciones con las que se han beneficiado a cientos de familias del campo coahuilense de esta zona del Estado.

La comunidad religiosa y la congregación de Franciscanos, manifestaron su satisfacción por el remozamiento de esta bella parroquia, la cual estaba muy deteriorada por el paso del tiempo y por el nulo mantenimiento.

Rubén Moreira se comprometió a seguir trabajando en el rescate de este tipo de edificios de la región y de todo el Estado, ya que son parte de nuestra identidad e historia.

JFR