“Mi gobierno busca la atención a los pobres”

Destaca la importancia de que las mujeres demuestren que son eficaces en el gobierno, porque son una fuerza emergente muy necesaria.
Limón García se dice orgullosa de haber mostrado independencia y arrojo no obstante las presiones recibidas.
Limón García se dice orgullosa de haber mostrado independencia y arrojo no obstante las presiones recibidas. (Milenio)

Guadalajara

María Elena Limón García, la presidente municipal que rompe con los esquemas políticos que gobiernan en el área metropolitana de Guadalajara, se dice orgullosa de haber mostrado independencia y arrojo no obstante las presiones recibidas de los grupos de poder locales del PRI y del partido que la postuló, Movimiento Ciudadano.

Un año después de asumir, señala orgullosa logros en obras públicas, en atención a la pobreza, en gestión de la economía (es el segundo municipio con más inversión privada), en planeación. Y reconoce rezago en servicios públicos como es el aseo, la dotación de agua y las áreas verdes, donde se recibió un rezago tremendo.

Con una relación personal fluida con el gobernador del estado, Aristóteles Sandoval Díaz, y difícil con el alcalde tapatío, Enrique Alfaro Ramírez, ha debido enfrentar al tradicional grupo croquista que es el máximo poder fáctico de Tlaquepaque desde hace seis décadas. El saldo sigue en suspenso, pero ella confía en entrevista con MILENIO JALISCO que su apuesta por un gobierno sobrio y eficaz termine favoreciendo la idea de que las mujeres tienen tanta o más aptitud para cargos públicos que los hombres.

¿Cuáles considera sus principales logros del primer año?

Nuestro principal logro es el acercamiento que hemos tenido con los ciudadanos, ver de cerca los problemas que aquejan a nuestro municipio y visitar todas las comunidades, sobre todo las que tienen más pobreza; porque en Tlaquepaque tenemos un problema muy grave, que son más de 80 mil personas que viven en la pobreza extrema, y 246 mil tienen algún tipo de pobreza, patrimonial o de empleo, o que no pueden llevar al día sus tres comidas; lo que hicimos fue visitar esas 33 colonias, conocer sus problemas y trabajar con sus habitantes, con obra, beneficios de diferentes programas sociales para niños, adolescentes y a las mujeres sobre todo […] son zonas que han estado olvidadas por décadas.

¿Qué tipo de programas, de apoyos, de inversiones en esas 33 colonias?

Hicimos programas sociales; el programa de Te queremos jefa, que es un programa en que ayudamos a las mujeres jefas de familia con algún tipo de problema: jefas de familia menores, que trabajan, y que tienen una situación de pobreza, por ejemplo;  las ayudamos con mil pesos mensuales, y esta ayuda es para cerca de 400 mujeres del municipio; tenemos otro programa que se llama Por lo que más quieras, dirigido a las mujeres que trabajan pero que no tenían en dónde dejar a sus pequeñitos; nosotros decidimos pagar la guardería al 100 por ciento; estamos trabajando con más de 26 guarderías, los niños van ahí y las mujeres pueden irse trabajar; en este programa tenemos atendidos a 300 menores, hasta dos por mujer; un tercer programa se llama Hechos con amor,  por el cual estamos empoderando a la mujer, porque les estamos dando apoyos a fondo perdido, desde 11, 26 y hasta 36 mil pesos, en dos partes; la primera cuando ellas acabaron un curso de administración, eran 486 mujeres las que iniciaron, con todo lo que implica poner un pequeño negocio, una microempresa. Entraron 496 y terminaron el curso 350, pero siguieron el programa por los tres meses completos, 296 mujeres, a estas las apoyamos con diferentes montos, según el proyecto.

¿Qué tipo de proyectos son?

De las 296 mujeres que están generando su propio negocio, van desde los salones de belleza hasta otros que son más complicados, como un negocio de comida; ayer me sorprendió una señora que hacía pañales ecológicos, un proyecto único en el que esa señora no sólo está preocupándose por llevar a su casa comida, sino por el medio ambiente […] tenemos también el programa de Te queremos preparado, que es un programa que da a poyo a 726 jóvenes del municipio, de cerca 40 colonias; a esos jóvenes se les está apoyando con mil pesos mensuales, de junio a diciembre; en enero serán otros chicos, y a las niñas, a las mujeres, las estamos apoyando con 1,100 pesos, para fomentar que saquen a la niña a estudiar, porque tradicionalmente preferimos al hombre sobre la mujer, entonces es un pequeño incentivo para que las niñas puedan salir a estudiar y terminar, dado que tenemos una deserción importantísima en Tlaquepaque, jovencitas y jovencitos que no terminan la preparatoria; en conclusión, tenemos que apostarle a la educación.

¿Cómo es el caso de la tercera edad?

Justamente ese es el último programa, Porque te queremos te cuidamos, para personas de 60 a 64 años, esto es con recursos municipales. En resumen, más de 53 millones de pesos en seis programas, los recursos federales apoyan al adulto mayor de 65 años, pero los de 60 a 64 años estaban desprotegidos, es un apoyo mensual también de mil pesos, para aquellos adultos que no tienen cobertura de nada, son 1,025 personas.

La política partidista es ineludible en una historia de gobierno. Habla de Enrique Alfaro Ramírez: “Cada uno nos respetamos, respetamos las opiniones de los demás, aunque no esté de acuerdo en una opinión la respetas y ya”, dice. Del conflicto con los croquistas, simplemente se trata de la necesidad de “cerrar los ciclos”.

¿Los Barba gobiernan Tlaquepaque?

No, claro que no, quien gobierna es María Elena Limón.

¿Es difícil gobernar para una mujer en un mundo de hombre, la política?

He tenido el respeto de cada uno de ellos, me han aceptado […] me atrevería a decir que también les he enseñado algo más sensibles, pero no nos hace débiles […] quiero que mi gobierno sea muy bueno porque se trata de dejar el camino abierto a muchas mujeres que tienen mucho que aportar desde estos puestos no hay más uno.