Toman carretera Durango-México con 500 camiones

Jorge Pérez Benavides, dirigente de la Conatram, informó que el bloqueo se realizó frente a las instalaciones de Pemex y en el transcurso de la tarde, llegarán más unidades al paro.
Transportistas tomaron la carretera Durango-México con más de 500 unidades.
Transportistas tomaron la carretera Durango-México con más de 500 unidades. (Silvia Ayala Carmona)

Durango, Durango

Más de 500 camiones de carga pesada, se apostaron frente a las instalaciones de Pemex en Durango, para impedir a manera de protesta la salida de pipas con combustibles y aseguran que no se moverán hasta que el Gobierno Estatal se pronuncie a favor de la ciudadanía en contra del "gasolinazo".

Las instalaciones de la paraestatal se encuentran sobre el bulevar De la Juventud, vialidad que conduce a la salida Durango-México, por lo que también se encuentra bloqueada por estas unidades.

Uno de los dirigentes de CONATRAM (Confederación Nacional de Transportistas Mexicanos), Jorge Pérez Benavides, señaló: "la alza de combustibles es tremenda y nos es imposible trabajar con los costos que tenemos".

"Lo hacemos para que el Gobernador tenga la atención de venir a vernos, porque él también es parte de este problema, es imposible trabajar con este incremento".

Señaló que en la manifestación se encontraban alrededor de 500 camiones de carga pesada, pero conforme pasarían las horas, se irían sumando más unidades.

Entre las demandas que presentan, al igual que en otras entidades del país, es la baja al precio de combustibles.

Por su parte, Jesús Aragón, del Sindicato de Transportistas Independientes de Carga Pesada (TICAPE) convocó a toda la ciudadanía a sumarse a este tipo de manifestaciones y principalmente a protestar frente a las instalaciones de Pemex.

"No vamos a permitir que salga ni una sola pipa más, necesitamos que baje el precio, porque como transportistas nos estamos viendo muy afectados", dijo.

"NO TEMEMOS REPRESALIAS DEL GOBIERNO, TENEMOS TEMOR DE NO TENER PARA COMER"

Cuestionados sobre si existe el temor de ser desalojados de manera violenta por parte de fuerzas de seguridad, los líderes sindicales señalaron que es más temor a no tener que darles de comer a sus familias.

"El único que temor que tenemos es ya no tener qué comer el día de mañana, porque estamos en nuestro justo derecho de hacer el reclamo contra situaciones que nos ocasionan problemas a nuestras familias, dado que ninguna autoridad nos escucha", afirmó.

JFR