Merece canonización fundador del Hospital Civil de Guadalajara

Al conmemorar 222 años de la apertura de esta institución resaltan legado de fray Antonio Alcalde.
Sobre el proceso de canonización, Pérez Gómez dijo que está a cargo del presbítero Tomás de Hijar.
Sobre el proceso de canonización, Pérez Gómez dijo que está a cargo del presbítero Tomás de Hijar.

Guadalajara

Al conmemorarse hoy 222 años de la apertura del Hospital Civil de Guadalajara (HCG), autoridades resaltaron el legado de su fundador, fray Antonio Alcalde y Barriga, de quien han propuesto la canonización.

En la ceremonia de aniversario, el director general del HCG, Héctor Raúl Pérez Gómez, enfatizó que el gran milagro de Alcalde "es el Hospital Civil de Guadalajara".

Además de su visión, que permite la operación del nosocomio más de dos siglos después, dedicada principalmente a población vulnerable, se suman testimonios de quienes han encomendado su salud al llamado fraile de la calavera, logrando salir adelante.

Sobre el proceso de canonización, Pérez Gómez dijo que está a cargo del presbítero Tomás de Hijar. 

El obispo Alcalde colocó la primera piedra del hospital en 1787 y lo consagró "a la humanidad doliente" en 1792, año en que falleció sin haber visto concluida la obra.

Fue el 3 de mayo de 1794 que inició actividades como Hospital San Miguel de Belén con mil camas.

En el acto, el secretario general del Ayuntamiento de Guadalajara, Enrique Ibarra Pedroza,  sostuvo que la obra de Alcalde contribuyó a hacer de una villa la ciudad que hoy es la capital tapatía.