Familias de presos, un grupo empobrecido: ONG

Según las cifras de la Enpol  2016, en el 70 por ciento de los internos en penales de la entidad la familia dependía económicamente de la persona ahora en reclusión.

Monterrey

A decir de Consuelo Bañuelos, representante de la asociación Promoción de Paz, el grupo más pobre de la sociedad es el de las familias penitenciarias.

Situación que pone en un nivel más alto de vulnerabilidad a los hijos de estas personas que se encuentran purgando una condena en algún penal del estado de Nuevo León.

"Nosotros consideramos que las familias penitenciarias son el grupo más empobrecido de la sociedad, y es una situación que hay que voltear a ver inmediatamente", urgió la activista.

Para la promotora de paz, es gracias a los convenios que tienen con universidades y empresas que han podido llegar a un mayor número de personas en esta situación, aunque destacó, las necesidades están desbordadas.

"Completamente inalcanzables cubrirlas, pero cuando estamos muchos entes unidos podemos dar una mejor atención", dijo.

Según las cifras de la Encuesta Nacional de Población Privada de la Libertad (Enpol) 2016, en el 70 por ciento de los internos en penales de la entidad la familia dependía económicamente de la persona ahora en reclusión y casi tres mil de estos reos aseguraron tener hijos menores de edad, los cuales se ven afectados emocionalmente con este internamiento.

"Los hijos chiquitos tienen disminución y bajo rendimiento escolar, en los adolescentes hay una situación muy importante que atender, que es que corren más riesgo a tener una cercanía con las adicciones que el resto de la población", dijo.