Denuncian invasión de "golpeadores" en Atenco

Trabajadores de empresas ingresaron con maquinaria a terrenos de ejidatarios para continuar con la construcción de la autopista Pirámides-Texcoco.
Golpeadores en tierras de Atenco, San Salvador Atenco, carretera Texcoco-Pirámides, Texcoco, Pirámides.
Campesino declararon alerta permanente ante las supuestas provocaciones. (Antonio López)

Atenco

Un centenar de ejidatarios de Atenco salieron en carros y bicicletas esta mañana al paraje "El Paraíso", para esperar a representantes de las empresas CIPSA y Pinfra, cuyos trabajadores ingresaron con maquinaria a sus terrenos para continuar con la construcción de la autopista Pirámides-Texcoco, la cual está asociada con los trabajos del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), violando una vez más el fallo de la suspensión definitiva de esta obra que les otorgó la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Los labriegos emplazaron al diálogo a representantes del Grupo Aeroportuario del la Ciudad de México (GACM) para que se presenten y les expliquen el porqué de las agresiones que han protagonizado grupos de supuestos "golpeadores" en su contra, así como la destrucción en sus tejidos provocada por la imposición ilegal de este proyecto.

TE RECOMENDAMOS: Primer día del año sin mala calidad del aire

Los campesinos convocaron a organizaciones sociales, a observadores de derechos humanos y a medios de comunicación a estar presentes en la reunión pública que esperan se dé hoy, y declararon alerta permanente ante las continuas provocaciones, acciones de amedrentamiento y agresiones en contra de sus comunidades, las cuales, acusaron, son dirigidas por las empresas, autoridades locales, estatales y federales, para imponer el despojo del NAICM.

Los también integrantes del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra exigieron el respeto a sus derechos humanos y al de los debidos procesos en cada uno de los diferentes casos de amparos y denuncias iniciadas en contra de los abusos.

Hasta este medio día en el lugar mencionado permanecen a la expectativa un grupo de al menos 200 personas, al que los ejidatarios identifican como "golpeadores", pero no hay presencia de ninguna autoridad por parte del GACM ni de las empresas que trabajan en la autopista.


MCLV