Fuerza Civil sale de la zona norte; entra Monterrey

José Guadalupe Ávila, comisario de la Policía de Monterrey, aseguró que Fuerza Civil dejó momentáneamente la zona para participar en otros puntos a raíz del efecto "cucaracha".

Monterrey

El efecto "cucaracha" generado por la presencia de fuerzas armadas en Tamaulipas para combatir al crimen organizado, ha provocado inseguridad en Nuevo León, luego de que el Gobierno del Estado solicitara apoyo a la Secretaría de Seguridad Pública y Vialidad de Monterrey para sustituir a Fuerza Civil en la vigilancia de la zona norponiente de la ciudad.

El comisario de la Policía de Monterrey, José Guadalupe Ávila, aseguró que Fuerza Civil dejó momentáneamente la zona para participar en otros puntos a raíz del efecto "cucaracha", y además, la alcaldesa Margarita Arellanes informó que vecinos del sector Cumbres pidieron presencia de la Policía municipal, a pesar de que la zona es de la corporación estatal.

"En el área de San Bernabé y la Alianza hoy empezamos a hacer un patrullaje por solicitud de ellos mismos y en coordinación con el Estado. Es patrullaje que están solicitando porque dijeron que había niños perdidos, que no entraba Fuerza Civil, que no estaba yendo en este momento en coordinación con el Estado. Nos pidieron que de alguna manera los apoyáramos porque ellos estaban trabajando con el asunto del efecto 'cucaracha', declaró el jefe policiaco.

Además de que la Policía de Monterrey vigilará la zona, se aplicará el esquema de Vecino Vigilante y estarán al pendiente de las investigaciones que realice la Procuraduría.

De acuerdo a información municipal, en la zona de Vista Hermosa, y Cumbres en los sectores 5 y 3 se ha registrado incidencia delictiva, principalmente en el robo a casa-habitación.

"Algunos vecinos sobre todo de lo que es Cumbres quinto sector, Cumbres tercer sector, han manifestado que es su deseo el que tengamos la Policía de Barrio, sin embargo, esto no lo vamos a hacer así por la libre, sino lo tenemos que hacer en coordinación con el estado, entendemos que en ocasiones el patrullaje dentro de las colonias por la naturaleza misma de Fuerza Civil se puede complicar un poco, pero para eso está la coordinación y puntos y colonias específicas donde se detecte que hay algún aumento en la incidencia delictiva, pues por supuesto que tenemos este mecanismo.

"(El motivo de la petición de vecinos de esa zona es) sobre todo algunos aumentos a robo a casa-habitación", comentó la alcaldesa Margarita Arellanes.

Aclaró que no se trata de un tema donde haya desacuerdo con el Gobierno, por el contrario, expresó que se coordinan para ingresar a sus respectivas áreas de vigilancia.

Sostienen reunión de seguridad

La alcaldesa acudió a las instalaciones del C-4 de la Policía de Monterrey para participar en una reunión de seguridad, donde estuvieron presentes representantes de vecinos de distintos sectores.

"Es una reunión que tenemos de manera semanal la Secretaría de Seguridad y Vialidad de Monterrey con los vecinos de distintos sectores y organismos intermedios para poder revisar a través de este sistema denominado Kaisen, cada uno de los delitos que se van presentando dentro del territorio que le corresponde vigilar a la Policía de Monterrey", dijo.

Comentó que los estudios que se hacen mediante este sistema abarcan hasta 500 metros cuadrados para llegar al punto mínimo donde se desarrolla un delito y toman acciones sociales y vecinales para reforzar el trabajo policiaco.