Se escapa de hospital ex director de Isssteleón

Sus representantes legales cuestionaron la condición de su representado, ya que no se le podía detener porque no cumplía con la calidad de detenido.

Monterrey

Tras ser detenido en Durango por agentes ministeriales de Nuevo León por el caso Isssteleón, Eduardo Bailey Elizondo,  fue dejado en libertad por autoridades duranguenses, al argumentar que no se cumplió el convenio con procuradurías estatales.

Bailey Elizondo fue capturado con base en una orden de aprehensión por el presunto quebranto financiero del Isssteleón por 360 millones de pesos.

En las instalaciones de la Fiscalía General de Durango, en donde se le tomó una fotografía, el también delegado de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en esa entidad manifestó sentirse mal, por lo que fue trasladado a un hospital.

Hasta ese lugar, abogados de Bailey Elizondo argumentaron que no se cumplía la condición jurídica para retenerlo, según confirmó la Fiscalía General de Durango en un comunicado.

Como en un principio, la información fue hermética, se manejó la posibilidad de que se había escapado, como incluso señaló el vocero de Seguridad en Nuevo León, Aldo Fasci Zuazua.

La dependencia duranguense reiteró su respeto irrestricto al Estado de Derecho y sobre el cumplimiento del Oficio de Colaboración solicitado por la Procuraduría General de Justicia del Estado de Nuevo León,

“Los agentes de la Procuraduría General de Justicia de Nuevo León, se presentaron en nuestra ciudad con una solicitud de colaboración para dar cumplimiento a la orden de aprehensión por existir un mandamiento judicial en esa entidad.

“En ese proceso en vías de cumplimiento, el requerido presentó una visible complicación en su estado de salud, lo que obligó a los elementos de ambas corporaciones a trasladarlo a un hospital, donde fue atendido por personal médico”, explica.

Más adelante, explica, “en este lugar se presentaron los defensores particulares, y en presencia de representantes de Derechos Humanos, sus abogados cuestionaron la condición jurídica de su representado, y no se le pudo retener porque no cumplía con la calidad de detenido, por lo que la persona en mención optó por abandonar el nosocomio, aun cuando en el lugar se encontraban los agentes de Nuevo León y Durango”.