“Agresiones no son propias del deporte”

Tras el enfrentamiento entre aficionados y elementos de Protección Civil, en el estadio Tecnológico, el arzobispo indicó que el deporte no debe generar un sentimiento de agresión hacia los demás.
Rogelio Cabrera, arzobispo de Monterrey.
Rogelio Cabrera, arzobispo de Monterrey. (Carlos Rangel)

Monterrey

El arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, hizo esta mañana un llamado a los fanáticos regios a evitar la violencia en los estadios y a la autoridad para que vigile con cámaras, salvaguardando la paz y castigar a quien haya infringido la ley.

"Que siempre haya vigilancia, que se pongan las cámaras y que aquel que infringe la ley se le castigue conforme a la ley.

"Yo creo que esas agresiones no son propias del deporte, es gente que quiere crear un ambiente de violencia en nuestra ciudad porque los verdaderos aficionados al deporte van con otra actitud", dijo.

Tras el término de la misa matutina en la Catedral de Monterrey, el también obispo regio, habló ante la prensa y a pregunta expresa dijo que nadie debe prestarse al juego de la violencia y que estas actitudes no son de un aficionado.

"Es gente que quiere molestar, que quiere dañar la paz en Monterrey, nadie debe prestarse a ese juego, porque sabemos que el deporte es para divertirse y no tiene por qué generar ningún sentimiento de agresión a nadie, si el deporte generara violencia ya no es deporte.

"Yo creo que no son los verdaderos aficionados los que generan eso, sino estas personas ociosas, que andan viendo dónde ocasionar dificultades", señaló Cabrera López.

Este sábado, una riña entre integrantes de la porra de los Rayados y elementos de Fuerza Civil dejó como saldo ocho personas detenidas y dos lesionados. Los ataques contra los uniformados ocurrieron en los últimos 10 minutos del partido.