Denuncian a delegado y jurídico del Seguro Social en Nuevo León

Doctora dice que la obligaron a firmar la anulación de su contrato
Francisco Javier Mata Rojas.
Francisco Javier Mata Rojas. (Archivo)

Monterrey

Al asegurar que existieron violaciones a sus derechos fundamentales, Ana Paulina Sánchez Palafox, ex residente del IMSS, interpuso una denuncia contra el delegado del instituto en Nuevo León, Francisco Javier Mata Rojas, y contra el jefe de Servicios Jurídicos, Francisco García Lerma.

Dicho recurso fue presentado ante la Secretaría de la Función Pública el pasado 8 de mayo. En el documento se señala una serie de anomalías cometidas por el personal del Seguro Social en el proceso de rescisión de contrato a Sánchez Palafox.

   En primer lugar, se argumenta que a la joven estudiante de Anatomía Patológica se le obligó a firmar la anulación de su contrato sin siquiera llevarse a cabo una investigación previa sobre la difusión de la fotografía en la que aparecen Ana Paulina Sánchez y una compañera con un pie amputado.

La quejosa resalta que se violentó su garantía de audiencia, pues en ningún momento se le dio oportunidad de responder a las acusaciones que se le hacían a pesar de haber solicitado expresamente derecho de réplica.

“Recibí amenazas, fui privada de mi libertad en las oficinas para obligarme a firmar, fui despedida por una situación que no estuvo en mis manos y sin fundamento legal alguno, violentando en su totalidad mis derechos fundamentales de acuerdo a lo dispuesto en los artículos 1°, 3°, 4°, 5° y 123 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos”, cita la denuncia.

Según la afectada, tras su despido, las autoridades del IMSS se negaron a recibir varias peticiones formuladas para que se le devolvieran documentos escolares y diversa papelería.

En ese incidente también recibió malos tratos por parte de los servidores públicos del instituto.

“(...) una persona que se identificó como jefe del jurídico me indicó que no me iban a recibir ningún documento ni escrito firmado por mí, y que me retirara del lugar, o de lo contrario tendrían que llamar a la Policía para que me detuvieran, en un tono de voz alto y ofensivo”, declara Sánchez Palafox.

Aunque MILENIO Monterrey, a través del área de Comunicación Social del IMSS, intentó contactar al delegado Francisco Javier Mata Rojas, y al titular jurídico, Francisco García Lerma, no hubo respuesta alguna.

Otros procedimientos

Aunado a la denuncia contra funcionarios del Seguro Social, Ana Paulina Sánchez ha recurrido a diversos recursos legales otras en varias instancias.

Ello incluye una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH), en la que se reclama la violación a sus derechos fundamentales.

Asimismo, la defensa emprendió el amparo 183/2017 del índice del Juzgado Tercero de Distrito en Materia Penal en Nuevo León, para evitar una posible orden de aprehensión, luego de que a través de la prensa se difundió la posibilidad del inicio de un proceso penal en contra de las jóvenes afectadas.

También se interpuso el amparo 377/2017 del índice del Juzgado Segundo de Distrito en Materias Civil y del Trabajo del Estado, al reclamar la inconstitucionalidad del artículo 144 del reglamento interior del IMSS, por supuestas afectaciones al derecho a la educación.

De igual manera se presentó una demanda laboral ante la Junta de Conciliación y Arbitraje Federal en el Estado, en la que se denuncia la injusta rescisión del contrato.