Entrega UANL a Congreso cuentas públicas del 2013

Estas se pasarán a la Auditoría Superior del Estado para revisar que gasta los recursos la Universidad Autónoma de Nuevo León, aún está pendiente la del 2014.
La diputada del PAN dijo que no habrán consecuencias negativas para la UANL por los tres meses de atraso.
La diputada del PAN dijo que no habrán consecuencias negativas para la UANL por los tres meses de atraso. (Foto: Archivo)

Monterrey

Finalmente la Universidad Autónoma de Nuevo León cumplió con su obligación de rendir cuentas sobre los recursos públicos que gasta, aunque el Congreso perdonará el retraso de tres meses al considerar que es la primera vez que la entrega.

Al sesionar la mañana de este lunes, la Comisión de Vigilancia que preside la diputada local del PAN, Rebeca Clouthier, dio a conocer que la UANL ya había cumplido con su obligación luego de las reformas del año pasado que obligaran a la máxima casa de estudios a rendir cuentas sobre la forma en que utiliza sus recursos públicos.

"Derivado de las reformas que se hicieron a la ley, la UANL ya está obligada a rendir cuentas y en este caso pues tendría que haber entregado sus cuentas del 2013 y del 2014, por lo pronto las del 2013 ya las remitió y nosotros estamos obligados a pasarla a la Auditoría Superior del Estado para que comience a revisarla".

Sin embargo, la información llega con tres meses de atraso, pero esto no traería consecuencias negativas ya que se tomará en cuenta que se debe a desconocimiento de los formatos y el contenido que deben llevar las cuentas públicas.

"Es la primera vez en la historia que la Uni va a rendir cuentas ante el Congreso y el órgano fiscalizador.

"Yo creo que se atrasaron quizás por desconocimiento, no creo que haya habido dolo en su retraso, también entiendo que los formatos que ellos tienen que presentar son formatos complejos, en los que necesitan adquirir sistemas que sean compatibles con los que tienen todos los municipios y de la auditoría, precisamente para informar a la ASE, yo sé que estaban retrasados con estos formatos y con la información que tenían que entregar".

Sin embargo, por segunda reunión consecutiva, la Comisión no pudo sesionar ante falta de quórum, donde su presidenta Rebeca Clouthier Carrillo se ha quedado esperando a los demás integrantes de la misma.

"No es posible que dos juntas hayamos tenido que suspenderlas por falta de quórum, y que yo tenga que andar con el Jesús en la boca, detrás de los diputados, viendo primero antes de convocar si se va a juntar el quórum, y después todavía en la mañana, recordarles, como niños chiquitos que tienen junta", criticó la legisladora.

El pasado 24 de junio, legisladores de las diversas fracciones que integran la Comisión no acudieron a la misma y tuvo que ser cancelada; este lunes se repitió la historia, por lo que se giró un oficio a la Tesorería del Congreso para que les descuenten la mitad de su salario diario a los diputados faltistas.